La Polémica Digital

Espacio para debatir sobre Cuba

Años de azul

with 159 comments

Por: Elaine Díaz Rodríguez

Caminabas por “El Bosque de la Amistad”. Subías una escaleras y te sentabas en el “Malecón”. Te acostabas a ver las estrellas en el “Anfiteatro Natural” y por las noches te escapabas para “La Loma del Cake”. No estoy hablando de un Parque de Diversiones, como algunos podrían suponer, sino de la Escuela Vocacional de Ciencias Exactas, más conocida como La Lenin.

Para algunos era una tradición familiar. Para otros reto, meta, espacio de cielo al que se debía llegar. Estudiar en el IPVCE Vladimir Ilich Lenin podía cambiarte la vida. No hacerlo, también, pero de diferente forma.

Tenías en tus manos las pruebas de ingreso y temblabas; no precisamente por el contenido. Leer una y otra vez el nombre de la escuela te llenaba de miedo, de inseguridad. Pensabas que no eras merecedor de la misma.

Una vez adentro, caminabas por los pasillos inseguro. Usabas el uniforme de manera tal que te no confundieran con un estudiante de ningún otro preuniversitario. La saya muy por debajo de la cadera y casi rozando la rodilla, las medias blanquísimas y altas… Protestaste cuando no te entregaron el monograma. Era tu manera de mostrarte al mundo como un ganador.

Los estudios eran difíciles. Acostumbrado a obtener sobresaliente, llorabas en las madrugadas cuando viste el primer 85 en Matemáticas. Te enamoraste, hiciste amigos y enemigos. Compartiste la comida que tu mamá te hacía los lunes y el martes rezabas porque llegara pronto el fin de semana.

Pedías en silencio que pasaran pronto los tres años. Una carrera universitaria era tu meta. Pero en el camino, aprendiste a nadar en una piscina vacía, a correr debajo de los aguaceros, a velar la fiebre de una amiga. Creciste.

Hoy, cuando ya has logrado todas las metas que te trazaste por aquel entonces, suspiras y vuelves a revivir cada instante. La nostalgia te gana la partida. Te recuestas en la cama y pides secretamente volver a los tiempos de azul. Pero ya es demasiado tarde. Tendrás que conformarte con regresar como invitado. Cuando lo hagas, notarás que ya no es “tu” escuela.

Written by Elaine Díaz

enero 31, 2009 a 8:00 am

159 comentarios

Subscribe to comments with RSS.

  1. IPVCE Vladimir Ilich Lenin .

    Que significan las siglas: I P , Instituto

    Preuniversitario Vocacional , supongo?

    y C E?


    Muy lindo comentario. Felicidades. Primero por haber llegado y graduarte en la Lenin. Segundo , por el comentario que esta bellamente logrado.

    No me animo a poner la mosca en la sopa. Pero por algo me pagan ji ji ji.
    Tengo entendido que ademas de estudiantes aventajados, alli entraban los hijitos de papa y mama.
    Varios alumnos mios eran de la Lenin.
    Una chica con la cual tuve un bello romance cuando no era calvo, gordo y feo fue una de las egresadas.
    No era lo que se dice brillante, pero muy dedicada. De ese grupo, casi todos de la Lenin, el mejor, que te podia hacer una pregunta y ponerte la conferencia en crisis era, lo siento, un uruguayo.
    Muchos egresados de la Lenin viven exiliados, como sabes.

    Saludos.

    EL INAGOTABLE ORLANDO-Elaine

    enero 31, 2009 at 9:32 am

    • Instituto Preuniversitario Vocacional de Ciencias Exactas. IPVCE. Fueron una idea de Fidel para crear ” escuelas de genios” Una en cada provincia. Para sustituir las verdaderas escuelas de genios: IPECE (las mismas siglas, pero sin vocacional y SÍ Especializado) Una por área. Humbolt 7 en Occidente, Floro Pérez en Oriente y el de las Villas tenía un nombre raro que no recuerdo. Las exigencias de estos 3 eran superiores a las de los IPVCE, conocidos como “vocacionales”

      Yemly

      octubre 27, 2016 at 6:58 pm

  2. IPVCE Vladimir Ilich Lenin .

    Ya lo veo:

    I P , Instituto

    Preuniversitario Vocacional de Ciencias

    Exactas. Un termino muy estalinista.

    ?Ahi no estudiaban ciencias no ” exactas”?

    EL INAGOTABLE ORLANDO-Elaine

    enero 31, 2009 at 9:53 am

  3. Otra critica:

    Seleccionaron el peor tipo, esteticamente hablando, de letras para escribir en el muro.

    Letras , tambien, que recuerdan la epoca estalinistas. Cuadradas.

    EL INAGOTABLE ORLANDO-Elaine

    enero 31, 2009 at 10:18 am

  4. Elaine yo estudie en un instituto mas elitista que la Lenin, academicamente hablando, cuando las dos ultimas iniciales las tenia solo el mio, cuando era solo un experimento.
    La nostalgia es tramposa, tu añoras una cancion, la musica de la adolescencia, no el espacio fisico donde la viviste, en fin añoras tu propia experiencia, a mi tambien me pasa; pero recuerda que con esa cancion tambien lloro mucha gente, que en esa escuela muchos sufrieron represion y manipulacion sin importar que fueran unos niños.
    Yo no quisiera por nada del mundo que mis hijos estudiaran en esas condiciones.

    Tseo

    enero 31, 2009 at 10:43 am

    • Tseo:
      Te puedo asegurar que añoro todo eso que dices… y también el espacio físico. La Lenin sin el km 3 y medio de la carretera del Globo, en Remanga la Tuerca, no sería lo mismo. Al menos para todos sus egresados…

      Elaine Díaz

      enero 31, 2009 at 12:59 pm

  5. No estudié en la Lenin. Odiaba las becas y le armé un escándalo a mi vieja cuando intentó becarme. La pasé muy bien en el el Pre de la Víbora.
    Es como la tónica eso de echar de menos la época del Pre… A la gran mayoría de mis amistades le ocurre lo mismo.
    En mi caso, después de salir de la universidad estuve echando de menos mi época universitaria durante algunos años. Nunca he querido volver al Pre. A estas alturas conservo bellos recuerdos del pasado, pero, a decir verdad, no quiero volver a ninguna etapa que pasé. Me siento realmente cómodo y a gusto donde estoy.
    Y bueno, la crónica, Elaine, bella…

    Rudy Felix

    enero 31, 2009 at 11:14 am

  6. Donde estudias Tseo?

    Estaba mirando de nuevo las latras El nombre de

    LENIN consiste practicamente en lineas

    verticales. Apenas se puede leer.

    Ese tipo de letra fue seleccionado

    con toda idea. Estas locos, arrebatados con ese

    fanatismo totalitario que se creen que tienen

    la absoluta verdad y que si les hacen caso se

    solucionarian los problemas del mundo, cuando

    ni siquiera pueden cultivar las tierras como Dios

    manda.

    EL INAGOTABLE ORLANDO-para Tseo

    enero 31, 2009 at 11:17 am

    • Orlando:
      Recuerda a Martí… Los desagradecidos solo ven las manchas. Te aseguro que ninguna persona que estudió en la Lenin, que por cierto, es un tema que une a los que caminaron por los pasillos de esa escuela, aún cuando existan divergencias políticas entre ellos, se ha puesto a elucubrar sobre las características de las letricas. Qué importa si eran rusas o chinas? Acaso no es más relevante que para cada persona que pasó por esa escuela -dentro de los cuales no estaban ustedes y por eso entiendo que no vean que haber pertenencido a la Lenin está por encima de esas nimiedades – muchas de ellas dispersas ahora por todo el mundo, la recuerdan como los mejores años de su vida?
      La Lenin, para todos sus egresados, es un orgullo.
      Y no, no era una escuela para hijos de mamá y papá. Aún cuando hubieran hijos de personas con cargos políticos importantes, al menos los de mi año y los que conocí puedo certificar que eran personas muy capaces, extremadamente inteligentes. Recuerdo ahora a Carlitos Lage y a Cesar, eran de los muchachos más querido en la Lenin, y eso no tenía que ver con su padre, una persona también muy admirada por una parte del pueblo cubano.
      Me viene a la mente también el nieto de Fidel. Una persona muy humilde. Tan humilde que a veces sentíamos pena por verlo comiendo las mismas latas de jurel que el resto, aún cuando su posición económica podía ser, y eso es obvio, mucho mejor…
      Pero ya te digo, es solo mi opinión…

      Elaine Díaz

      enero 31, 2009 at 12:53 pm

  7. De que anno del Pre de la Vibora/

    Yo soy de ahi, pero mas viejo, me imagino

    EL INAGOTABLE ORLANDO-para Rudy

    enero 31, 2009 at 11:18 am

  8. Yo estudié en el pre José Martí, de La Habana.
    No se puede cambiar la experiencia de estudiar en uno de los pre de la calle, en los 60-70, por la mejor beca del mundo.
    A pesar de tantas cosas prohibidas y los conocidos chantajes políticos, fué una epoca donde aprendimos mucho y de cierta forma, la visión de muchas cosas cambió definitivamente.
    Muy bonito tu comentario, Elaine.
    En mi época, los “genios” estudiaban en el Cepero Bonilla.

    Reinaldo

    enero 31, 2009 at 12:12 pm

  9. De madre, la Lenin…

    ¿Que se puede hacer con el amor? Una cosa si te digo, mi vida universitaria fue genial, pero sin embargo nunca dejé de extrañar el glamour del IPVCE. Tenía el encanto de que no te quedaba más remedio que a vivir la vida por ti mismo. Las decisiones las tenías que tomar tu sólo, eso sí, con la ayuda que te podían dar los amigos.

    Recuerdo con añoranza sobre todo el entusiasmo de mis días de la Lenin, las broncas (con Iroko) en los laboratorios para entrar de primeros a coger los cacharros LTEL 24 para programar cuanta bobería se nos ocurriera en Pascal, las recreaciones de 9 a 10 de la noche todos los días (sólo duró hasta los comienzos de 11no grado, hoy todavía puedo saber si alguien estudió en la Lenin nadamás por la manera de bailar casino), los berros y conspiraciones contra el Director General y su moskovich-chivichana cuando botó a mi amigo Reinier porque le dió una mala contesta y la vez que Roberto Paz quizo botarnos por romper la puerta del albergue K6 (tengo que decir en mi defensa que las guaguas del pase se nos iban y teniamos los maletines dentro), aquella vez que mi grupo (siempre último) logró ganar la competencia de Programación, coger segundo en Matemática y tercero en Física para ubicarse en un nunca repetido 8vo lugar en un “Emulacro”.

    Lloré en la guagua el día siguiente de la noche interminable cuando sabía que nunca más iba a dormir en el cubículo 1 del I8 con Aram, Richard, Rodolfo, Yunier, Karel, Eduardo, Pupo y David Govea.

    Alejandro

    enero 31, 2009 at 12:19 pm

  10. Estudié en el Pre de la Víbora entre el 85 y el 88. Fue una época linda aquella igual. Mucha joda, pero no tanto como enla Universidad. Estoy cerca de los 40, Orlando.

    Rudy Felix

    enero 31, 2009 at 1:21 pm

  11. El tema me conmueve y tu crónica me parece excelente. Te felicito. Sin embargo, recordé leyéndote una crónica de Luis Alberto García publicada en una recopilación sobre los años ’90s. La dedicó a La Lenin. Me gustó mucho porque aunque retrataba con autenticidad aquella Lenin de la nostalgia equilibraba su mirada con otra escuela Lenin, distanciada de esa ientificación con uno de los mejores recuerdos de la juventud. Hablaba Luis Alberto García de una Lenin que también fue áspera, injusta, dolorosa para algunos, por disímiles razones. Creo que guardo con celo la lectura de aquella crónica. De alguna manera, la Lenin para mí, fue ese equilibrio entre lo que hoy es nostalgia y lo que hoy es recuerdo que me gustaría borrar. Llegué en 11no grado, el 10mo lo pasé en la Che Guevara, que se merece otra crónica, quizás nos enlacemos pronto recordando los IPVCs… Ese es otro recuerdo, muy distinto… Por suerte, entré en un grupo que también recibía a otros dos de provincia, hicimos un buen trío. A ellos los extraño. Fue difícil enfrentar las burlas, la prepotencia, la subestimación, incluso, de los profesores… Después vinieron experiencias buenas, malas, regulares. Encontré algunos buenos amigos: Lilian, Osmín, Javier, Gilbert… sobre todo a las alturas de 12 grado, como el libro… cuando lo peor había pasado. En estos días alguien publicó en Facebook algunos fotos que había olvidado de la graduación 28 de la Lenin, sí, aquella histórica graduación en que, por primera vez, los estudiantes que terminaban el pre no tuvieron su esperadísima “noche interminable”, es una crónica que no podremos hacer. Los de ese curso no hemos olvidado una sola de aquellas palabras. Todos en la plaza de formación, teníamos el examen final de matemática, con él terminaba el semestre. Sólo quedaban los exámenes de ingreso a la universidad. La directora frente a todos: “Con el dolor de mi alma, pero se van”. Luego las amenazas para quienes pretendíamos quedarnos a hacer nuestra propia fiesta. Entonces nos fuismos, algunos a Expocuba, otros, al Jardí Botánico, con nuestros maletines de la despedida. Y así terminó el período que para muchos es insuperable. Para mí, lo fue, en realidad, la universidad, que lo superó todo. Pero a veces, muy extrañamente, llega alguna imagen de esos tiempos…

    lolitovc

    enero 31, 2009 at 1:32 pm

  12. Pienso en La Lenin y tengo muy buenos recuerdos. Amigos de aquella época que aun siguen siendo amigos. En esa época, a pesar de la ferrea disciplina, uno era libre, lo que mas le gustaria a cualquier adolescente, no tener a los padres detras diciendo lo que habia que hacer y marcando el camino. Despues llegaba el fin de semana, y como hacia días que no te veian, todo te lo dejaban pasar. En fin, esos años que dura la beca, donde está la familia, el papel de la familia. Pasamos de ser educados por nuestros padres a ser educados por el profesor guía de turno. Al final a estos no le interesan si aprendiamos a enfrentarnos a la vida, sino lograr que su grupo le hiciera caso y que sacaramos buenas notas.
    En La Lenin, si tenias un problema no podias llamar a tus padres. Había un solo teléfono en la dirección el cual era innaccesible. Una vez estuve ingresada varios días y mis padres ni se enteraron. Afortunadamente solo era conjuntivitis pero mi cuidado era el deber y el derecho de mis padres.
    En la piscina un niño se ahogó, resulta que padecía de epilepsia. Seguro que los maestros no lo sabían o no se acordaban o no lo dieron importancia. Los padres claro que si, a lo mejor no lo hubieran dejado bañarse o hubieran estado al tanto mientras se bañaba. En La lenin lo controlaban todo pero en el fondo no estabamos cuidados ni creo que como personas le importaramos a nadie.
    Reconozco que pasé muy buenos momentos, pero para nada quisiera eso para mi hijo.

    yomisma

    enero 31, 2009 at 2:11 pm

  13. yomisma, y sabes en qué quedó la demanda de los padres del niño ahogado en contra del colegio? ¿Quién pagó por el joven muerto?

    Rudy Felix

    enero 31, 2009 at 2:42 pm

  14. Rudy, no se si los padres demandaron. Fue un hecho que no trascendió mucho ¿Acaso en Cuba se puede demandar?

    yomisma

    enero 31, 2009 at 3:29 pm

    • @ yomisma:

      ¿Acaso en Cuba se puede demandar?

      Sí, en Cuba se puede demandar y la ley así lo estipula. Pero, y me pregunto, vas a demandar a quién porque un joven de 16, 17 y 18 años se bañe en una piscina? Acaso él no es responsable de su enfermedad? Es cierto que los maestros pudieron haber jugado un papel importante. Y si nadie lo vio? Y si estaba con el resto? Recuerdas que se llaman maestros no policías?
      Creo que están iendo a los extremos, y me refiero a todos los comentaristas, en sus opiniones. Creo que han llegado a un punto donde cualquiera que sea el tema que se trate terminan escribiendo opiniones pesimistas, criticando sin hacer apenas análisis y sin preguntarse si realmente desean debatir del tema en cuestión o si este es otro espacio para mostrar sus insatisfacciones/críticas/miedos/intolerancias/despecho/ por el momento que les tocó vivir y por lo que han hecho de sus vidas.
      Entiendo sus molestias, solo les pido un poco de ecuanimidad. LLego hoy a leer los comentarios y he salido con dolor de cabeza. Solo he visto un montón de resentimiento, de odio, de rechazo hacia todo porque sí y ya.
      Sigan por ese camino, sigan destruyendo todo a su paso, y terminarán por convertirse en lo mismo que critican…
      Pero ya les digo, es mi modesta y humilde opinión. Son libres de decir lo que les parezca -siempre que respeten las reglas del blog-.
      Chao y que tengan una buena tarde y una vida alegre/feliz/perfecta/justa/maravillosa como la que no pudieron tener en Cuba. Ah! Olvidé una palabrita. DEMOCRÁTICA…

      P.D Yomisma, me gustaría saber si alguien demandó a los infelices maestros de los muchachos que mataron a sangre fría a los estudiantes de Columbine o a los del Virginia Tech. Pobres de esos maestros si caen en una sociedad donde todos piensan como ustedes… Por suerte, y para alivio mío no es así…

      Elaine Díaz

      febrero 1, 2009 at 6:05 pm

  15. Yomisma, jugaba con la ironía. Apostaría, sin miedo a perder, a que el hecho quedó ahí no más, todos para la casa y ni siquiera una compensación para la familia del joven.

    Rudy Felix

    enero 31, 2009 at 3:41 pm

  16. Bueno, realmente hay muchas cosas que pueden habernos o no habernos gustado de la escuela. Yo no me sentí desatendido, quizas eso fuera porque tuve una profesora guia tan especial como Minita, que mas que profe era madre y amiga de todos nosotros.

    No creo que la Lenin haya sido una escuela ideal, mucho menos lo es ahora con todos los problemas que tiene, pero creo que si me gustaría que un hijo mío pudiera tener una experiencia del preuniversitario tan genial como la que tuve yo allá.

    Un saludo

    Alejandro

    enero 31, 2009 at 3:43 pm

  17. Vaya Rudy! Yo también estudié en el Pre de la Víbora, 4 o 5 años después que tú (tengo 35)

    Bueno, pero solo los 2 últimos años, el primero lo hice en la Lenin. Aquel año estuve ingresado más de una vez por problemas en un oído. Al final el médico les dijo a mis padres que no debía estar becado. Para mí fue una suerte, aquello no estaba hecho para mí. Si había entrado en la Lenin es porque, en mi época, si no cogía la Lenin me tocaba ir a un Pre en el campo, y aquello si que asustaba. Pero, por el tema de la enfermedad, pude ir a un Pre en la calle.
    La Lenin era agobiante. Sentía que no tenia tiempo ni espacio para mí.

    yomisma

    enero 31, 2009 at 3:59 pm

  18. El comentario anterior es de “alguien” no de “yomisma”, fue un error en el nick.

    alguien

    enero 31, 2009 at 4:03 pm

  19. La etapa en La Lenin no deja de ser genial, que mas puede pedir un adolescente.
    Pero falta la familia.
    Ahora la Lenin es el cabeza de turco, extiendase a becas en la secundaria, a becas del pre, a escuelas al campo de 45 dias en Pinar del Rio (o donde fueran), Tarará (niños de 7 años yendo 15 dias a Tarará).

    yomisma

    enero 31, 2009 at 4:04 pm

  20. Orlando:
    Recuerda a Martí… Los desagradecidos solo ven las manchas.
    ——–
    No se si es una indirecta, pero como tal la respondo.

    Mi ninno el grande, paso por Tarara. Y quizas buenos recuerdos tendra de ese internado.

    No tengo buenos recuerdos de ninguna beca donde me obligaron a ir, no de escuelas al campo.

    A mi no me gusta que me internen , como me hicieron con 16 annos, cortando canna 60 o 70 horas a la semana y durmiendo en un barracon de esclavos muchisimo menos y donde no vea mujeres tampoco me gusta estar.

    Preguntale a la madre del muchachito que se ahoga en Tarara por negligencia de un maestro . Y a los padres del da la Lenin a ver si tienen tu misma imagen idilica de esas becas.

    Quizas la Lenin no, pero todo el mundo sabe que en esas secundarias en el campo, las ninitas perdian la virginidad, la moral al faltarles le vigilancia y el cuidado familiar y resultaban muchas de ellas, embarazadas y abortaban.
    en edad practicamente infantil.

    Y muchas veces, eran los propios maestros quienes armaban verdaderas orgias.

    En otras, se creaban pandillas que abusaban y hasta violaban a los mas debiles.

    Y estas usando a Jose Marti para politica cuando

    declaras, antes, que no se debe.

    Saludos.

    EL INAGOTABLE ORLANDO-para Elaine

    enero 31, 2009 at 4:10 pm

  21. A ver, como ya dije antes, no estuve en la Lenin y, humanamente hablando, agradezco el hecho. Tampoco e gusta que me internen. Soy en extremo cómodo y me gusta tener lo que quiero al alcance de la mano. Y una beca es algo bastante distinto a mis preferencias.
    Ahora bien, según un par de primas y amestades que estudiaron allí, algunos la pasaron bomba (muy bien), y la gran gran gran mayoría coincide en que la preparación en términos académicos era excelente.
    Sobre bándalos y moralinas se puede encontrar en todos lados. Los actos bandálicos de algunos de mis compañeros en la escuela al campo tanto en la secundaria y en el Pre son de antología.
    Las travesuras igual son pan de cada día y de cada escuela en cualquier parte del mundo. (recuerdo que una vez, con un compañero, en 9no. desde el segundo piso le”pescamos” la peluca a la profe de Fundamentos Plíticos del Marxismo a la hora del recreo con una caña de pescar de mi tío).
    En este lado del mundo también se cometen barbaridades. Para qué contarles si ustedes las conocen…

    Alguien, yo salí en el 88. Estaba “El Cazuela” de director del Pre de la Víbora. Ahí pasé mis años amarillos…

    Rudy Felix

    enero 31, 2009 at 4:42 pm

  22. Yo estudie en el pre de la vibora, pero soy unos diez annos mayor que tu. Esa epoca a todos nos trae recuerdos bellisimos. Las fiestas, las primeras novias, etc.

    Lamentablemente, mis mejores amigos no me

    accompannan al Pre de la Vibora como debio

    haber ocurrido. Dos de ellos caen en la infame

    recogida de “Hippies” de Capri y Coppelia

    (1968 o 1969?) Eran tipos esopeciales de

    Hippies pues vestian bien, olian bien y se

    bannaban. Ademas, sacaban notas excelentes

    y tenian inquetudes intelectuales. Tambien

    eran excelente amigos.

    !Oh! Me olvidaba de algo. Es verdad que

    no estaban integrados. Con 15 y 16 annos no

    se tiene suficiente madurez u olfato politico.

    Y aquella noche estaban en el

    lugar equivocado en el momento equivocado.

    ?Los llamo y les pregunto lo que piensan de

    las escuelitas en el campo y los internados

    de reeducacion?

    EL INAGOTABLE ORLANDO-para Rudy

    enero 31, 2009 at 4:43 pm

  23. dale

    Rudy Felix

    enero 31, 2009 at 5:36 pm

  24. profe de Fundamentos Plíticos .


    Y ese profesor sabia el significadso de la palabra

    Pliticos? ji ji ji. Yo no. Lo estoy buscado y ni

    aparece en mi diccionario. Me recuerda a un

    hispano . Era doctor en informatica y nos daba

    una clase. No pronunciaba bien el ingles el pobre.

    Una asignatua muy dura de exponer.

    y un puertoriquenno que trabajaba en eso,

    le sacaba “sables”y un dia dice;

    “Este tipo nos quiere ensenar “Information

    management” (Era algo asi) y ni siquiera sabe

    como se pronuncia esa palabra.

    En EE UU los alumnos evaluan a los profesores.

    Y si la evaluacion es mala, los sacan

    En Cuba , creo que tambien, en mi epoca. Pero

    no como aqui, que se hace en voto secreto para

    evitar represalias. Nunca evalue mal a ningun

    profesor. Me daba lastima.

    EL INAGOTABLE ORLANDO-para Rudy

    enero 31, 2009 at 5:53 pm

  25. Yo tambien diria lo mismo:
    A mi no me gusta que me internen tampoco, porque es como estar preso. SIn poder hacer lo que uno sabe y quiere hacer
    Pero eso lo digo ahora que tengo 50 anhos y desde hace mucho se me olvido lo que es la adolescencia y las tonteras que uno vive y experimenta en esa epoca, las cuales muchas de ellas ya no me producen esa anhoranza despues de haber vivido otras experiencias mucho mas fuertes.

    En esa epoca todos los recursos se destinaron para la Lenin, y mucho menos para los otros preuniversitaros y casi nada para los Pre de la calle, y por eso es justificado el sentimiento de ganadores que experimentaron y aun experimentan muchos de los que alli estuvieron.

    Yo estudie en la calle en el Pre de Marianao y si tengo un leve recuerdo tambien de algun sentimiento, pero de envidia y/o de admiracion por los que alli habian llegado, pero que al rato se me diluia porque en la calle tenia mas posibilidades de hacer lo que me diera la gana. Mientras los de la Lenin eran maduros, serios y muy responsables y me los imaginaba que ni sabrian bailar casino.

    Pero todo eso no es mas que esterotipos, y esquemas mentales que nos dibujamos a nosotros mismos y para nuestra complacencia y satsfaccion de nuestro “ego” interior.

    Lo que creo que si es tangible y esta bien expresado en el relato es que esos adolescentes pasaron alli sus primeros intentos de independencia, de hacerse grands y de resolverselas “solos” y eso es una situacion de mucho estremecimiento que tal vez no olviden nunca.

    Ahora todos los que pasamos o casi llegamos a los 40 si no nos montamos n la maquina del tiempo hasta la epoca en que esta hablando Elaine no podremos entender y disfrutar ese relato.

    stand

    enero 31, 2009 at 5:56 pm

  26. ha puesto a elucubrar sobre las características de las letricas. Qué importa si eran rusas o chinas

    Si es importante, porque es el logo de la escuela.

    No son rusas ni chinas. Buscare en Word. No

    creo ni que sean ni siquiera hispanas.

    Escriben en un espannol que ni se lee. Eso, es

    molesto hasta de leer .

    IIIII ji.ji. ji

    (Asi escriben Nin, la segunda silaba de Lenin)

    Practicamente cinco barritas verticales.

    Elaine. Tus gobernantes usan mucho el lenguaje

    sublimal.

    Es una manera de decirte , aunque no lo creas,

    que andes derechita, que no se permite

    la minima desviacion de la ortodoxia.

    EL INAGOTABLE ORLANDO-para Rudy

    enero 31, 2009 at 6:13 pm

  27. Yo estudie en el IPECE, y para los que no conocen de que van estos institutos como la Lenin y el mio, alli se entra despues de una serie de examenes al terminar la secundaria, por eso decia antes lo de elitista, es decir que todos eran alumnos con las mejores notas, lo que no se si la genetica del poder da tambien hijos muy listos, porque por alli pasaban los hijos de ministros, generales, etc. Elaine es normal que tu no coincidieras con tantos, los hijos de los jefes ya son mucho mayores, y como los jefes siguen siendo los mismos, y la biologia no da para tener hijos en la tercera edad, es en mi generacion cuando abundaban.
    No conozco a una sola persona que haya estudiado en estos sitios que entrase porque le gustaba estar becado, no habia opcion, los mejores institutos para las vocaciones futuras era bajo regimen de internamiento, y alli estaba lo mejor del pais. Recuerdo que en los concursos nacionales de asignaturas la inmensa mayoria eran de las vocacionales o de los ciencias exactas.
    Es curioso como ante un regimen disciplinario tan extremo se genera el efecto contrario, de alli saliamos tan ansiosos de libertad que eramos legion dejandonos melenas y pervirtiendonos ideologicamente, hoy la inmensa mayoria esta fuera del pais. Es lo malo de la represion y de juntar a los inteligentes, una combinacion nefasta para mantener el rebaño.
    Elaine es cierto que en aquella epoca y en esas escuelas se crean lealtades amistosas mas fuertes que en otros entornos, porque los amigos se ponen a prueba ante una adversidad, que a esas edades tempranas no existia en las escuelas de la calle. Tambien se hacen enemigos y se guardan rencores ( no es mi caso por una disfuncion que padezco que no me lo permite) a una edad que no lo mereces.

    Tseo

    enero 31, 2009 at 6:27 pm

  28. PEVCE), S Antonio, La Habana, Cuba
    Mordechai Offline
    Tourist

    Registered: 01/04/06
    Posts: 20
    Nombre oficial: Instituto Preuniversitario Especializado en Ciencias Exactas ‘Mártires de Humboldt 7’. Escuela modelo y ‘vitrina’ de la Educación cubana en los años 80.
    Para más información ver sitio go.to/ipece
    Varios hijos y nietos de Fidel Castro así como hijos de ministros y generales, estudiaron aquí en su epoco de gloria. La piscina y el gimansio al norte del Instituto fueron un ‘presente’ del hijo mayor de Castro, que durante aquel periodo apadrinó el instituto.

    EL INAGOTABLE ORLANDO-para Rudy

    enero 31, 2009 at 6:40 pm

  29. Ahi no se estudia literatura, historia,

    filosofia, que no se consideran exactas?

    EL INAGOTABLE ORLANDO-?Ciencias Exactas?

    enero 31, 2009 at 6:42 pm

    • @Orlando dice:
      Ahi no se estudia literatura, historia, filosofia, que no se consideran exactas?

      Sí Orlando, sí se estudiaban esas asignaturas. Pero el objetivo de la escuela era desarrollar las ciencias exactas: matemática, física, química y biología. Era una escuela destinada a formar “hombres de ciencia”. O sea, una escuela especializada. Aunque ya en mi año muchos pedíamos carreras de letras, la mejor parte de la preparación y las mejores condiciones económicas se destinaban a este tipo de asignaturas.
      Por si me vas a preguntar que por qué, te sugiero que pienses un poquito. Siempre han existido las escuelas especializadas.

      Elaine Díaz

      febrero 1, 2009 at 6:13 pm

  30. Bueno, os cuento como yo lo veo, desde mi experiencia, y la época que me tocó vivirlo.

    Cuando estaba en la secundaria habían dos opciones principales: los mas “inteligentes” iban para la Lenin”, a “los otros” los mandabas para el campo. En cualquier caso ibas becado.

    A los de la Lenin (una muy pequeña minoría “privilegiada”) les dedicaban más recursos, los mejores profesores, más horas de estudios, especialización en una materia y mucha más exigencia en cuanto a resultados. Los ponían a quemarse. A sacarles el kilo.

    A los del campo (la inmensa mayoria) los hacía trabajar todos los días (también les sacaban el kilo) y el nivel de exigencia era muy bajo. Los centros de estudios eran de peor calidad y el nivel de la educación que recibían era muy inferior. ¿Para que perder el tiempo con los “brutos”? , debían pensar.

    A este nivel, con 15 años… ¿Les parece bien?

    Y todos internados, separados de sus padres.

    alguien

    enero 31, 2009 at 6:43 pm

  31. Al inagotable Orlando le toco bailar con una de las mas fea. ji ji ji. Una escuela Experimental militarizada. Por suerte, al cabo de un anno,
    despues que tiraron a la Cabanna, al mar , al manicomio y al cementerio a varias decenas
    decenas de jovenes, se dan cuenta deciden
    su clausura.
    Pero a Javier y al Petiso les toca, por Hippies, otra mas fea. Vean el post anterior los interesados, una granja de reeducacion y la
    recogida de papas.

    EL INAGOTABLE ORLANDO

    enero 31, 2009 at 7:08 pm

  32. Yo, como lolitovc, pasè por el IPVCE de Santa Clara.
    Tengo muy buenos recuerdos. Creo que la mayorìa añora la adolescencia, dondequiera que la haya pasado.
    Fui allì, porque era eso u otro pre en el campo, y de dos males siempre hay que coger el menos malo. Cuando entrè, todavìa no se hacìa prueba de ingreso para la universidad, pero cuando salí sì me tocò.
    Me hubiera encantado ir al pre de la calle, pero habìa que justificarse una enfermedad que te incapacitara y entonces no se me ocurriò pagarle a un mèdico.
    Cuando estuve en la universidad, debo admitir que aunque los de los IPVCE tenìamos màs facilidad para sacar buenas notas, los que venìan de los pre de la calle eran muchìsimo màs dados al cuestionamiento, a la duda, a discrepar…. siento que eran màs libres de pensamiento que nosotros los acostumbrados a estudiar todo el dìa.
    Si tengo que escoger, prefiero el tiempo que pasè en la Universidad. No soporto usar uniforme.
    Hoy, no quisiera que un hijo mìo se internara, ni aunque me digan que es la mejor escuela del mundo.

    100 % Gusano

    enero 31, 2009 at 8:56 pm

  33. Ya, a ver, para seguir con esto de los recuerdos y las experiencias, juguemos a ver quienes y cuantos prefieren La Lenin, Las Becas (en sentido general) o los Pre de la calle.
    Yo voto por el pre de la calle. Lejos…

    Rudy Felix

    enero 31, 2009 at 9:49 pm

  34. Yo estuve en Manolito. Creo, un ano Ese es

    por la liga contra la cerfuera y el antiguo

    cartel militar. ?Si?

    EL INAGOTABLE ORLANDO

    enero 31, 2009 at 10:42 pm

  35. Si oLando. El Manolito Aguiar. Quedaba pasando el obelisco. Digo quedaba porque hace tiempo dejó de ser un Pre.

    cojon...

    enero 31, 2009 at 11:26 pm

  36. El pre de la calle era el que estaba más pegado a la “pepillá”, salían en bandadas, se escaban de los turnos, cogían guaguas normales, paseaban….

    En los IPVCE el horario era todo el día dando clases, a las seis un par de horas para bañarse, comer y hacer ejercicio, y de nuevo al “autoestudio”.

    Si yo saco, como me gusta siempre hacer, la relación entre la cantidad de horas de clase en un IPVCE y en un pre de la calle vs. el logro neto en desenvolvimiento personal en cada uno de ellos, creo que el pre de la calle sale ganando, a pesar de que yo vengo de un IPVCE y no creo que me haya ido mal, aunque conocí a muchos de allí mismo que no cogieron ni pedagógico.

    100 % Gusano

    enero 31, 2009 at 11:37 pm

  37. Vean, Elaine que estudió en la Lenin que supuestamente es lo mejor que hay en escuela en Cuba, necesitó pagar “repasadores” para aprobar la prueba de ingreso a la universidad.

    Buenísima la educación en Cuba, de verdad.

    100 % Gusano

    enero 31, 2009 at 11:38 pm

    • 100% Gusano:
      Sí, di clases particulares. Porque quise. Porque quizás en ese momento no entendía que podía estudiar sola a partir de lo que me habían dado en la escuela. Porque los estudiantes son muy dependientes de sus maestros. Pero te puedo decir que mis profesores particulares JAMÁS me enseñaron una sola materia que no hubiera aprendido en el aula. De hecho, mis profesores fueron extremadamente buenos. Todos los que tuve, y no tengo quejas de ellos. Ni de mi preparación. Todo, absolutamente todo lo que había en la prueba de ingreso lo había estudiado en clases, incluso hasta en las clases que daban por televisión para que todos los estudiantes de 12 de Cuba entera, no solo los de la Lenin, pudieran tener las mismas posibilidades…

      Elaine Díaz

      febrero 1, 2009 at 6:17 pm

  38. Había una escuela más elitista aún que era la “Escuela Soviética”.
    Tengo amistades que estudiaron allí, por el único hecho de ser hijos de diplomáticos. La caligrafía parece rusa. Y no dominan mucho de Historia de Cuba.

    100 % Gusano

    enero 31, 2009 at 11:42 pm

  39. Yo coincido con Rudy Félix,
    Terminé en el 70 el pre José Martí, en La Habana, y digo que no hay experiencia ni siquiera parecida a la del pre de la calle.
    Eras sometido a ciertos caprichos disciplinarios mientras estabas en el aula, y eso era sólo en una sesión, mañana o tarde, porque la otra y la noche, eran nuestras. Una vez que cruzabas el umbral de aquel gran portón y salías a la calle Zulueta, eras un ser completamente libre. Podías ir a donde quisieras y hacer lo que quisieras, sin la tutela de los instructores y chivatones, como era el caso de muchas becas, por no decir todas, para no ser absoluto. Y digo esto porque yo estuve un año becado, con anterioridad a ingresar al José Martí; y tuve la oportunidad de comparar.
    De más está decir que en temporada de verano, Santa María y Guanabo eran los puntos fijos, después que terminábamos las clases por la mañana. En mi caso particular, era más fácil aún, porque se me hacía camino en el regreso a mi casa.

    Reinaldo

    febrero 1, 2009 at 12:02 am

  40. 100% Gus, estoy de acuerdo contigo, si fueras a comparar la “calidad de vida” del estudiante de la calle y el becado, el de la calle se lo lleva de plano.
    Confieso algo, yo siempre fuí un finalista, estudiaba el día anterior a la prueba, pero siempre tuve la característica de atender a clases y tomar notas, pues en eso iba un gran porciento del aprobado.
    Odio eso de que te pongan a estudiar obligado tantas horas al día, solo por cumplir una “meta” o un capricho de alguien en saludo a tal o mas cual efeméride, después de haberte pasado una o dos sesiones de clases en el aula, la biblioteca o la conchinchina.

    Reinaldo

    febrero 1, 2009 at 12:08 am

  41. Yo también recuerdo que en la U, como comenta 100%, los de la Lenin y la Humbolt eran menos confrontacionales y mucho más consiliadores y menos dados al cuestionamiento.

    Rudy Felix

    febrero 1, 2009 at 12:28 am

  42. Hasta ahora va ganando en preferencias el Pre de la calle…

    Rudy Felix

    febrero 1, 2009 at 12:36 am

  43. Buenas Noches,

    Hechos similares tienen diferentes significados para unos y otros.

    Yo entre becado al terminar la Secundaria, que para mi fue la epoca realmente bonita de mi adolescencia-juventud.
    Alli becado llegue a ser el estudiante con mas alto rendimiento academico para el segundo anho (tuvieron que “crear” para mi ese reconocimiento pues no podia ser el vanguardia de la escuela por haber rechazado ser miembro de la ujc por ser catolico). La mayor parte de las vacaciones las pasabamos en Camaguey cortando canha, para Agosto tomabamos un mes de vacaciones. El primer anho fue muy dificil porque no me acostumbraba a la disciplina semi-militar, a estar fuera de mi casa… Haciamos mucho deporte, cada dia en la tarde. La comida era excelente y ademas para los que teniamos efectivo, habia una cafeteria que vendia desde pastelitos hasta batidos, deliciosos! . El nivel de la ensenhanza era muy bueno en aquel entonces. El tercer anho fui nuevamente el mejor expediente academico y por ser el ultimo anho mi grupo no fue a cortar canha, en lugar de ello quedamos en la escuela pintando los edificios y ayudando en el mantenimiento.
    Eran finales de Julio, 1968. Viernes en la noche, el Director me llama a su oficina y me informa que no puedo salir de pase el dia siguiente porque en los proximos dias miembros del comite militar de mi municipio Havana del Este vendran por mi para llevarme a cumplir el servicio militar obligatorio. Yo no entiendo nada de lo que dice, solo le miro a la cara y sigo sin entender (como, si ya termine todas las materias, fue el mejor expediente academico, tengo hasta el diploma conmigo, solo esperamos el regreso de los estudiantes que estan cortando canha para hacer la graduacion oficial…y de repente servicio militar!..). Como no hablo y tampoco me muevo de la silla el Director parece se siente en la necesidad de “explicar” algo y me dice “hace tres semanas le escribiste una carta a una prima tuya en Estados Unidos y le decias al final que esperabas verla pronto…. has tirado tu futuro por la borda”.
    Poco a poco empiezo a comprender lo que me han dicho…Estoy literalmente espantado!, voy a la oficina para usar el telefono y llamar a mi familia, necesito hablar con alguien, necesito consejo, apoyo… Cuando entro a la oficina me dice el estudiante que estaba de guardia que habian ordenes de no dejarme utilizar el telefono!. Ya son cerca de las 9 pm, el Director ya se ha marchado pues no hay luz en su oficina.., me pierdo en la oscuridad entre los edificios y me paso por detras de la puerta de entrada donde otro estudiante esta de servicio.

    Pasadas las diez llego a mi casa, hablo con mi familia, los pongo al tanto. Ellos van el lunes al comite militar para averiguar la situacion y yo me debo regresar de inmediato para la escuela y esperarme alli hasta que ellos me vengan a ver. Regreso sin que me vea nadie y voy para mi albergue. Sabado en la manhana, se van de pase mis companheros, yo no. El Director me manda llamar nuevamente y en esta oportunidad me informa: “Anoche te escapaste y por ello causas bajas inmediata de la escuela”, aun le pregunto por los del comite militar que van a venir por mi… “ellos te van a ir a buscar a tu casa…” me dice.
    Tres anhos de mi vida que terminan de esta manera!.
    Me voy a casa, el lunes vamos al comite militar para indagar y, curioso, nadie alli sabe nada sobre mi supuesta movilizacion. El martes regreso a la escuela, pido cita con el Director. Me recibe y le digo que debe haber un error porque los del ejercito no me tienen en listas para llevarme… me dice el “bueno ese no es mi problema, de todas formas tu fuiste expulsado por escaparte, retirate”.

    Les interesa mi opinion sobre el sistema de becas?. O prefieren saber sobre el brake down que sufri y los mas de ocho meses que practicamente no me movia del sillon del portal de mi casa…, hasta que un dia me llego un mensaje para presentarme en una unidad de ayuda a la produccion (por no estudiar ni trabajar), enviado a trabajar en el cordon de la habana, sacando abono de murcielago de las cuevas, bajando cuando aun no era el dia y saliendo cuando ya habia oscurecido, seis dias a la semana…… Recien cumplia 18 anhos entonces. Y ya habia “tirado mi futuro por la borda”

    Eduardo

    febrero 1, 2009 at 1:28 am

  44. Terrible experiencia.

    Lo unico comparable , en estudiantes, es la de mis dos amigos que con 15 y 16 annos tambien tiran su futuro por la borda por no estar en los CDRs. Y en lugar de ir al PRE se los llevan para una granja de
    reeducacion de hippies. Uno de ellos, logra que lo reclamen para salir del pais. El otro no. Un anno reeducandose y despues tres de SMO.

    EL INAGOTABLE ORLANDO-para Eduardo

    febrero 1, 2009 at 2:19 am

  45. Eduardo creo que no puedo comentar nada al respecto hasta que no se me estabilice el sistema de asombros y pueda cerrar la boca.
    Terrible y traumatica historia propia para un post para ella sola. Imagino que llegaran millones de comentarios cargados de odio. Sin embargo en tu comentario tal y como lo comentas o al menos como lo percibo en la lectura no transmites odio ni rabia hacia quienes cohartaron y acosaron e hicieron abusos de poder sobre ti (que por ser tu vida personal y tu futuro podria admitirse) Mas bien transmites un sentimiento de compasion hacia ellos
    No se si seran realmente estos tus sentimientos al respecto pero creo que si son los mios.

    stand

    febrero 1, 2009 at 2:25 am

  46. En 1970, en mi escuela militar, aunque nos

    atormentaban con practicas militares y tambien

    cortamos cannas en la zafra, al mismo tiempo

    nos impartian clases

    estudiar el PRE.. y habia un futuro, para el que

    no se volviese loco o cayera preso o agarrase un

    tiro de AK -45 al descuido. Esos casos se dieron.

    A los que se portaban “mal” se los llevaban para

    el SMO activo ,como le decian y ya, tiraban el

    futuro por la borda.

    Recuerdo a uno que se lo llevan por

    diversionismo ideologico porque lo agarran

    mirando la propaganda de unos autos

    americanos de la epoca. Unos meses despues, le

    conceden un perdon y regresa.

    En su presencia , para mi asombro,

    no se podia hablar nada mal de

    la escuela , repetia : “Yo no escuche nada. Yo no

    estoy aqui”

    EL INAGOTABLE ORLANDO-para Eduardo

    febrero 1, 2009 at 2:43 am

  47. Stand:

    Yo creo que la compasión está un poco sobre-estimada.
    A veces un poco de odio sano purifica.
    Y no se trata de rencor estéril contra los pobres tipos que lo echaron de la beca a Eduardo sino de enfrentar sin medias tintas a los vanidosos insufribles que pusieron en marcha semejantes experimentos sociales.

    rogelio

    febrero 1, 2009 at 5:35 am

  48. Y tampoco es que haya que tirarles un cabo a los brazos ejecutores del régimen.
    Algunos estarían equivocados otros eran simplemente unos miserables.
    Hay una escala de lo humano: no todo el mundo es igual: no todo el mundo es “güeno” que decía aquella película española.
    Hay de todo: están los “almas negras” que no tiene capacidad empática alguna y a los que no les importa o disfrutan con el mal ajeno y que lo único que buscan es su satisfacción personal (ahora les llaman psicópatas), luego hay gente normal pero cobarde, que es capaz de las peores atrocidades si se le mete el suficiente miedo en el cuerpo, luego, en una posición más humana de la escala, los que no son valientes y no harían cosas heroicas por sí solos pero que puestos en una situación límite reaccionan sin aplastar al semejante y luego está la gente realmente heroica (unos pocos). Lo anterior es por supuesto muy simple, y en una sola persona se pueden dar, según las circunstancias, comportamientos propios de las últimos tres patrones de comportamiento.
    En cualquier sociedad existe de todo, y cada cual ocupa su nicho social. Ahora en los experimentos totalitarios, todo se pone patas arriba: a los psicópatas se les da la coartada ideológica para sus desmanes: no hay que justificar las atrocidades cometidas contra una persona que antes se le despojó de su condición humana y se le llama gusano. Los cobardes del medio tienen la mejor justificación para su cobardía… y a los héroes se les acosa como a Yoani o van durante años a la mazmorra infecta como el Dr. Biscet.
    Por cierto hay una carta impresionante de éste último sacada ayer mismo de la cárcel.

    rogelio

    febrero 1, 2009 at 6:08 am

  49. No se si Elaine penso que trayendo la historia de su idilica escuelita abriria semejante Caja de Pandora.
    ?Alguien sabe si en otros paises de los llamados socialistas se realizo con los jovenes semejante experimento de separarlos de sus familias para ponerlos a trabajar y muchas veces bajo el yugo de verdaderos psicópatas?

    Pienso que la razon de que muchos pasamos por aquello se puede deber a que en su infancia, un leader , un individuo con el poder absoluto , pasa por una situacion semejante.

    Quizas a el, eso le fue positivo, lo convirtio en el mas incansable, noble y eterno luchador a favor de la humanidad jamas visto y creyo que su experiencia personal era universalmente aplicada con resultados muy loables

    En mi opinion, esas Escuelitas en el Campo fue
    uno de los peores desastres jamas imaginables a la que la isla fue sometida (Superada solo, quizas por las guerritas en Africa).

    Aparte del desarraigo familiar, y otras barbaridades… desde el punto de vista economico fue un descalabro total. Y el marabu en los campos lo demuestra mejor que cualquier argumento.

    EL INAGOTABLE ORLANDO

    febrero 1, 2009 at 9:07 am

  50. Conmovedora la experiencia de Eduardo.

    Me acaba de recordar a la abuela de una prima mía. La señora era testigo de Jehová, y por lo tanto no permitía a sus hijos saludar bandera ni cantar himno. Eso sí, los muchachos estudiaban, eran respetuosos y sacaban buenas notas.

    A la pobre vieja la metieron presa. Cuando salió, se piró para Miami con todos los hijos que aún eran solteros.

    100 % Gusano

    febrero 1, 2009 at 10:55 am

  51. Eduardo,
    Quizás alguien que te lea pensará que has exagerado.
    Yo estudié pre en los 68-70, me tocó el fracasado cordón de La Haban, las zafras de cuatro meses en Camaguey y La Habana, las amenazas constantes de enviarnos al smo y todas esas cosas que los jóvenes de aquella época experimentamos en carne propia.
    Te puedo decir que entiendo completamente lo que te sucedió porque no fuiste el único que pasó por cosas así. Algunos de mis compañeros de la secundaria, muchachos inteligentísimos, serios y respetuosos, terminaron en la UMAP sólo por tener creencias religiosas y además, caerle mal a quienes podían tomar la decisión de troncharles sus aspiraciones y hacerles daño, sólo por placer y por abusar del poder que el estado represivo puso en sus manos.
    Todo lo que se cuente es poco; y habría material para escribir varios libros.
    Ahora te encuentras los que justifican la situación aduciendo que “fueron algunos errores que se cometieron”, pero hasta el día de hoy, que yo sepa, ningún funcionario de alto nivel del gobierno, que son los mismos que aprobaron aquella salvajada contra la juventud, han pedido perdón, mucho menos una disculpa oficial, a los miles de jóvenes que vieron sus vidas destrozadas por una ideología enfermiza y represora, encaprichada a toda costa en someter a una juventud que no quería aceptar la imposición de la dictadura.

    Reinaldo

    febrero 1, 2009 at 10:59 am

  52. Orlando,
    Del pre Heroes de Yaguajay, ¿conoces bien la historia del muchacho que mató al sargento y luego se suicidó?
    Cansado de los chantajes y el abuso, tomó un fusil y acabó.

    Reinaldo para Orlando

    febrero 1, 2009 at 11:15 am

  53. EL INAGOTABLE ORLANDO // Febrero 1, 2009 a 9:07 am

    “No se si Elaine penso que trayendo la historia de su idilica escuelita abriria semejante Caja de Pandora.”
    —————————————————-

    Desgraciadamente, cualquier tema que se toca en Cuba, abre siempre la misma caja; y lo peor es que los responsables de esas situaciones han sido los mismos por medio siglo.
    Por supuesto que siempre hay quien nos dirá que todo eso es “historia”, con la diferencia de que quienes la recuerdan, son los protagonistas de primera mano, que fueron los afectados.
    Algunos piensan que hablamos de estas cosas con rencor, y hasta cierto punto puede que tengan razón, pero lo que no se puede negar es que destruyeron las esperanzas de varias generaciones de jóvenes, que nunca podrán tener la oportunidad de disfrutar lo que les fue arrebatado a la fuerza por los caprichos de un personaje que decidió erigirse por encima del resto de los cubanos, sin importarle para nada lo que el resto del pueblo pensaba y quería.

    Reinaldo

    febrero 1, 2009 at 11:36 am

  54. Me acuerdo que durante la Zafra de los Diez Millones, donde nos clavan cuatro meses, para que no se atrasaran las clases, como al tercer mes se les ocurre la genial idea de mandar a Camaguey a nuestros maestros. A eso de las ocho o nueve de la noche nos concentraban en el comedor y una profesora le intentaba explicar matematicas a sus estudiantes exhaustos de levantarse de madrugada y cortar canna todo el dia,
    De vez en cuando yo abria los ojos. A mi lado, casi todo el mundo dormido y recuerdo que la maestra nos miraba con expresion de lastima.

    EL INAGOTABLE ORLANDO-Reinaldo

    febrero 1, 2009 at 11:42 am

  55. En lo personal me parece saludable que los jóvenes compartan estudio y trabajo. Pero todo en su justa medida. El trabajo fomenta responsabilidad, es una instancia diferente para educar, transmitir valores solidarios y cooperativos… El problema no está en que si una persona va atrabajar o no cuando está en el colegio. El punto está en la manera en que se implementa ese proceso.
    Los internados juveniles son un espanto porque separan a los jóvenes de la familia, que es el núcleo fundamental de educación y transmisión de valores. No es casualidad que se haya implementado en Cuba, como en otros países socialistas (y respondo la inquietud de Orlando) el sistema de becas. Es un mecanismo de adoctrinamiento de la nueva generación donde, por estar más horas en el lugar que en casa, el peso de la transmisión de valores recae en la escuela más que en la familia. Es así como se trata de controlar la variable Familia en el proceso de adoctrinamiento para que su impacto sea mínimo. Pero todo eso tiene su lado malo. Ningún internado, por excelente que sea, sustituye el poder de la familia y su capacidad para brindar equilibrio, apoyo y contención a uno de sus miembros.

    (De hecho, en Cuba se trató de implementar becas para estudiantes primarios, pero duró poco el proyecto por los efectos nefastos en términos psicológicos que producían en los niños. Es como el símil de un orfanato.)

    Rudy Felix

    febrero 1, 2009 at 12:47 pm

  56. Ante la historia personal de Eduardo creo que uno guarda silencio, traga en seco y agradece no haber pasado por ella.
    No creo que sea sano funcionar bajo la lógica del odio que enceguece y el rencor que nos quema las entrañas. Pero tampoco es es sano olvidar y restarle importancia a hechos como esos. En Chile, los familiares de los Detenidos Desaparecidos y torturados por el régimen de Pinochet dicen: “Ni perdón ni olvido”.
    Yo prefiero perdonar (el no perdonar te hace de alguna manera esclavo de aquello que no perdonas), lo que no quiere decir que el culpable quede impune, naturalmente. Pero bajo ningún concepto olvidar. La memoria es el único recurso que nos puede salvar de cometer la misma estupidez a futuro…

    Rudy Felix

    febrero 1, 2009 at 12:51 pm

  57. No fue mi intencion “abrir” estos recuerdos en los que como yo ya ni siquiera canas peinan. Aquellos heroicos 60’s, de veras. Donde cada dia al llegar a la Secundaria te preguntabas…y quien faltara hoy, para saber manhana que anoche se fue en una lancha?. Cuando releia mi comentario pense en agregar…”y les juro que no exagero”…no lo hize y pense que los que vivieron aquel tiempo lo saben. Todos lo vivimos, si no en nosotros mismos, en un hermano, un amigo, un conocido…
    Y no, no hay odio, pero si queda mucho dolor.
    De nuevo vi la tierra roja alrededor de aquellas cuevas, senti el olor humedo y penetrante del guano de murcielago, me vi en la terraza norte de la escuela donde en las tardes nos reuniamos a contemplar el mar… la maestra de matematicas que por caprichos del destino anhos mas tarde seria mi companhera de trabajo,… pero ya son otras historias… O no, quiza todo es la misma historia, con muchos capitulos.
    Para muchos de uds. jovenes de hoy, hay una historia de Cuba que no conocen, llena de otros jovenes que no sabian aun que vivian en la historia, jovenes que hoy quiza serian como uds. Y si uds. hubieran sido nosotros entonces, ahora como serian?

    Eduardo

    febrero 1, 2009 at 1:10 pm

  58. Querido Eduardo,

    Me ha conmovido tu historia.

    Lo que nos enseña es a donde puede llegar eso de poner la ideología por encima de todo. El resultado es que, inevitablemente, el aparato productivo del país también se resiente.

    Resultaba completamente irracional prescindir de una persona valiosa como tú, sólo por motivos ideológicos. Haciéndote daño la revolución también se dañaba a sí misma.

    Creo que ahora vives en un lugar donde tu talento se puede aprovechar al máximo.

    Gabriel

    febrero 1, 2009 at 3:54 pm

  59. Amigos todos aunque de diferentes formas de pensar.
    He notado que la mayoria de los que comentamos somos personas inteligentes, con estudios y conocimientos pero por sobre todas las cosas no somos ni muy jovenes no mucho menos adolescentes y puedo asegurar que todos vivimos o conocemos de historias similares e igualmente crudas que las de Eduardo.

    Hice alusion a la compasion mas que al odio porque el odio segun mi punto de vista hara que a la larga se repitan los mismos hechos pero en otras personas tan inocentes como el Eduado de la adolescencia. COn eso no se da una ventaja ni un perdon inmerecido a los agresores de aquella epoca. Con ello se nos da a los de hoy la posibilidad de demostrar que estuvo mal y no debe ser repetida la historia.

    Si alguno de los que aca entran y comentan (que por supuesto eran adolescentes en aquella epoca) y consideran que no fue complice al menos con su aprobacion o consentimiento en alguna de las salvajadas de las que se relatan, Por favor que avise antes de tirar la primera piedra para protegerme de una buena y accidental pedrada.

    Creo que muchos de nuestros verdugos fueron tan adolescentes como los fuimos nosotros. Y por adolescentes (que significa carentes o ausentes de muchas cosas entre ellas de ideologia y de madurez y donde lo que mas sobra es hormona y adrenalina) fuimos capaces de evolucionar hacia madurez y una ideologia propia. Bueno otros no evolucionarion lo admito, pero poque no ayudarles a redimirse

    stand

    febrero 1, 2009 at 4:08 pm

  60. Bueno, como les contaba, yo tuve la experiencia de estar en la Lenin y en un Pre de la calle. Sin lugar a dudas me quedo con los años amarillos. La mezcla de personas, aptitudes, intereses, etc. era mas heterogénea, más natural y enriquecedora. Contra, y no todo era “la escuela”, y no me refiero solo a estudiar, sino a que aquel era tu mundo, eso te alejaba de muchas cosas y te hacía sobredimensionar otras. Siempre me gustó ir un poco por mi cuenta, así que, desde el punto de vista académico, estudiar en el Pre de la calle también tuvo para mi más ventajas que inconvenientes.

    Ya en la universidad, notaba que algunos estudiantes que provenían de la Lenin, una buena parte de lo que creo, era su mérito, se lo habían cedido a esta escuela. Yo en cambio pienso que, en su mayoría, eran personas a las que los estudios se les daban bien, y habría sido así aun cuando no hubieran estado internados en un ambiente tan exigente y competitivo. Tan solo hubiera bastado con que pudieran estudiar en unas condiciones adecuadas.

    Ahora bien, si esa fue su elección, si consideraron que estudiar allí era lo mejor para su futuro y valía la pena, yo se los aplaudo, les reconozco su mérito. Este no es mi punto, lo que yo veo mal es que la alternativa a eso (que lo era para la gran mayoría) era ir a una beca en el campo. Es decir, estar igualmente internado (pero más lejos y con menos pases) , trabajar cada día en el campo, en un ambiente muy diferente y una con una calidad muy inferior, deficiente en muchísimos sentidos. Menuda alternativa.

    alguien

    febrero 1, 2009 at 4:31 pm

  61. Vi este post el mismo dia que lo subiste Elaine, y solo lei la primera respuesta de Olando, hasta hoy he tenido chance de sentarme.
    La Lenin fue tambien mi pre, soy de los graduados el 89, que coincidio con la ultima generacion de los que entraron en septimo aunque yo entre en decimo.
    Que tiempos tan lindos aquellos, a veces, en lo ajitado de la vida, vuelvo a aquellos tiempo y me parecen mentira los recuerdos cuando lo comparo con la vida ya seria de adulto. En la Lenin hice amigos para toda la vida, he perdido contacto con casi todos sin embargo los sigo recordando con carinno. Se comparte de todo cuando se esta becado, pero en la Lenin se podia sentir el orgullo de la gente por estar ahi, creo que era diferente.

    Para Olando, es posible que hubiesen hijos de papi en la Lenin, de hecho los habian, pero tambien habiamos montones que no lo eramos, no creo que el requisito para entrar a la Lenin fuese ser hijo de los grandes, aunque si pudo (no lo afirmo pero en Cuba pasan esas cosas, y en todas partes del mundo tambien) haber sido un factor facilitador.
    En la Lenin conoci a David Ortega, hijo de Humberto Ortega, el herman de Daniel, por aquel entenoces presidente de Nicaragua durante la revolucion sandinista, me estafo con una pelicula por cierto, nunca me la devolvio y se me escondio varias veces cuando lo fui a buscar. Conoci tambien a una muchacha que era la hija del negrito de la causa de Ochoa, el que le temblaron los dientes, tenia un buen amigo en su grupo (yo personalemten no tenia relacion con ella) que me contaba que pasaba las clases llorando. Pero conoci tambien a gente de todos los estratos, desde hijos de campesinos hasta hijos de ingenieros. Fueron tres annos maravillosos y mi camisa llena de firmas colectadas en el ultimo dia en la escuela aun la guardo.
    Hoy annos despues, buscando por internet en esas paginitas de amistades me he encontrado muchisimos excompanneros de aquella epoca, todos viviendo fuera de Cuba. Triste como este nuestro gobierno ha dejado escapar tanto talento, tantas ganas, tanta buena gente, todo en nombre de una lucha que hace mucho tiempo no es de todos y no tienen la delicadeza de preguntar si se quiere continuar en ella.
    Parece que no pues, muchos se van.

    Evelio Hernandez Colon

    febrero 1, 2009 at 5:17 pm

  62. “Si alguno de los que aca entran y comentan (que por supuesto eran adolescentes en aquella epoca) y consideran que no fue complice al menos con su aprobacion o consentimiento en alguna de las salvajadas de las que se relatan, Por favor que avise antes de tirar la primera piedra para protegerme de una buena y accidental pedrada.”

    Amigo Stand,
    Si te refieres a que tuvimos que comportarnos con pasividad ante algunas de las injusticias que veíamos a nuestro alrededor, entonces coincido contigo en que todos hemos sido un poco culpables, pero en lo que no coincido contigo es en haber ofrecido aprobación o consentimiento a lo que nos hacían o les hacían a otros jóvenes como nosotros. Una cosa es tener que aguantar las injusticias, amenazados siempre porque si te comportabas con rebeldía te enviaban al smo, trunchándote tus deseos de estudiar y superarte, pero otra cosa muy diferente era aprobar, o siquiera aplaudir, cuando cometían las barbaridades que cometían contra los jóvenes.
    Conozco a muchos que no levantaban un dedo para aprobar la barbarie, pero además, tengo una anécdota muy peculiar sobre lo que le hicimos los estudiantes del José Martí a un tal Curbelo, quien más tarde fuera secretario del pcc en Camaguey, en la zafra de 1969, pero quizás eso no venga al caso ahora.
    Y no estoy tirando ninguna piedra, hermano, porque entiendo que las presiones eran muchas. Recuerdo que unos pocos de mis compañeros del pre, muy buenos y serios, ya desde esa época, eran captados por el minint para que informaran sobre las actividades del resto del grupo y como cantera de cuadros para sus planes futuros. Por supuesto que algunos se negaban, pero otros aceptaban, unos porque les gustaba la idea, otros lo hacían, aunque a regañadientes, por miedo a futuras represalias.

    Reinaldo

    febrero 1, 2009 at 5:17 pm

  63. consideran que no fue complice al menos con su aprobacion o consentimiento …

    Con 16 annos nadie puede considerarme complice de nada. Mas adelante mi complicidad o asentimiento fue minima.

    Cuando arrestan a mis dos amigos y los meten presos por hippies, “Que podia hacer , excepto sentirme culpable de no haber caido con ellos de pura casualidad?

    Conoci a un muchacho del equipo nacional de lucha libre que se niega a ayudar al MININT en los arrestos, al final, tambien lo cargan .

    El propio comandante en Jefe dijo en la tele que la CIA estaba detras de todo eso y vi miles de gente pidiendo paredon en la Plaza.

    Yo les escribia, advirtiendoles que escondieran mis cartas para que no me arrestaran a mi tambien, Y una vez fui a verlos a la Granja de la Coloma, en Pinar del Rio.

    Cuando me reclutan para mi escuela Heroes de

    Yaguajay, Como negarme? Me mandan un

    telegrama a la casa: Presentate con cepillo de

    diente… y la ley escrita debajo ….

    La escuela era por

    tres annitos de estudio trabajo. Y si ni ibas te

    tocaban cinco en la Cabanna.

    EL INAGOTABLE ORLANDO-stand

    febrero 1, 2009 at 5:31 pm

  64. La historia de Eduardo no es unica, son muchos los que pasaron por este tipo de atropellos en Cuba. Basta con un ejemplo asi para pedirle cuentas al gobierno cubano. Yo me tengo que ir ya, lamentablemente no puedo quedarme a comentar con ustedes.
    Saludos.

    Evelio Hernandez Colon

    febrero 1, 2009 at 5:34 pm

  65. Elaine. En Cuba se puede demandar al estado?
    Te reto a que me cites un solo proceso en el cual un ciudadano hubiese demandado al estado.
    Con uno solo me es suficiente.

    cojon...

    febrero 1, 2009 at 6:35 pm

  66. Hola Elaine,

    Me has sorprendido con tu pregunta sobre la responsabilidad de las instituciones por la seguridad, no solo de menores de edad, que es aun mucho mayor como responsabilidad, sino de cualquier humano que mientras en sus predios sea no solo muerto pero tambien herido. Es un derecho basico de los familiares de estas personas, donde quiera que ocurra como fueron los casos de Columbine y Virginia Tech, de demandar y de recibir compensacion civil por los danhos ocacionados a sus muertos o heridos. Publico fue en ambos casos en su momento los “settlements” en los que las administraciones de ambas escuelas asumieron y/o fueron mandadas por juez asumir la responsabilidad y practicar la compensacion correspondiente a los familiares. Lo que no fue publico fueron las cantidades a que ascendieron esos arreglos, por acuerdo de las partes.
    Y no eran carceles pero como institucion estan obligados por ley a proveer la seguridad necesaria para el mantenimiento de la salud y la vida de todos los presentes. Por cierto, incluso en las carceles aqui este principio es valido y ya se han producido casos de compensaciones a familiares de detenidos, cuando por negligencia de las autoridades de la penitenciaria o de la policia, segun el caso, un detenido a sufrido danhos a su integridad fisica.
    Gracias por no hacer desaparecer los comentarios. aun cuando no te hayan gustado. Es un signo de madurez. Por cierto, ya dije que no odio, por eso puedo venir aqui y decir como pienso. Ojala y tu domingo en la tarde sea tan hermoso como esta siendo este atardecer aca por las montanhas.

    Eduardo

    febrero 1, 2009 at 6:40 pm

  67. Hola, Elaine, muy linda tu crónica. Llevo años en deuda con mi Vocacional porque me acuerdo frecuentemente de ella y nunca le he escrito nada. Yo estudié en el IPVCE de Holguín. Me pasa como a alguien que escribió más arriba, pasé años geniales en la Univ. de Oriente, pero es mi época de pre la que más recuerdo.
    Tseo, debes haber estudiado en el Humbolt 7, al igual que mi mejor amigo, Guillermo, cuando esa escuela era un experiemento y la única con terminación CE. Hasta pronto a todos.

    El sitio de Iris

    febrero 1, 2009 at 6:42 pm

  68. Sigan por ese camino, sigan destruyendo todo a su paso, y terminarán por convertirse en lo mismo que critican…

    Maravillosa idea, Elaine. Mannana la pongo en

    practica. Voy a mandar telegramas de

    conscripcion a todos los chicos de 16 annos de

    High School del condado Palm Beach

    para formar una escuelita militar de estudio

    trabajo y fusil.

    EL INAGOTABLE ORLANDO-para Elaine

    febrero 1, 2009 at 6:49 pm

    • @Orlando:
      Si mi comentario lo único que motivó de tu parte fue esa respuesta, pues me disculpo ante todos. Si quieres montarte en el tren de las ironías, eres libre de hacerlo, yo no te sigo…

      Elaine Díaz

      febrero 1, 2009 at 6:53 pm

  69. Hola Elaine, dices:” Solo he visto un montón de resentimiento, de odio, de rechazo hacia todo porque sí y ya.
    Sigan por ese camino, sigan destruyendo todo a su paso, y terminarán por convertirse en lo mismo que critican…”
    Creo que es un comentario desafortunado, muy desafortunado. Aun me llama la atencion, a mi que navego muchisimo por sitios cubanos, la ecuanimidad de la mayoria de los comentarios donde prima un tono tranquilo y didactico mostrando las realidades vividas a las nuevas generaciones, y que sepan de que esta hecho el proyecto que hoy se les sigue sirviendo a la mesa.
    Hay una parte, en que dices ” porque si”, te parece que estas experiencias de victimas del regimen son un capricho personal, a mi no, a mi me duele y siento verguenza ajena porque los maximos responsables aun dirigan los destinos del pais. Continuas: ” y terminarán por convertirse en lo mismo que critican…” tu crees de verdad que el reclamo de justicia por parte de las victimas los convertira en victimarios. Los cubanos que hemos sufrido pedimos la justicia minima que se puede pedir, no ante un tribunal ni exigiendo una pena, que se conozca la verdad y que los responsables dejen de dirigir el futuro, pedimos responsabilidades politicas no juridicas.
    Hay dias que no se pueden eludir, para los que no hay atajos escapatorios como cuando llega la “palida” para recoger tu cuerpo, uno de esos dias es cuando hay que elegir entre las lealtades y la verdad. Ese dia tambien te llegara.

    Tseo

    febrero 1, 2009 at 7:05 pm

  70. Elaine,
    Francamente no entiendo por qué es tu inconformidad con las opiniones que hemos vertido. Cada cual cuenta las experiencias vividas y lo que lo ha marcado de una forma u otra. Todos hemos dado fe de lo que nos tocó vivir.
    Por supuesto que tu experiencia no ha sido ni siquera parecida a la de otros muchos jóvenes, y evidentemente, muy diferente a la de las generaciones que te precedieron.
    Recuerda, cada uno presenta “su verdad” de acuerdo a como le tocó vivirla. Tu escuela fue para ti una experiencia inolvidable y muy feliz, pero la de muchos otros jóvenes cubanos, no fué ni la sombra de lo que tú te puedes imaginar.
    Algo sí te puedo decir, desde mi punto de vista; no cuento lo que viví con odio ni con rencor, aunque no deja de molestarme lo que nos hicieron vivir, pero si algo se aprende en la vida, es a sacar enseñanzas de lo que nos sucede, guardar lo bueno y no permitir que lo malo interfiera en nuestro diario vivir.
    ¿Es malo contar nuestras insatisfacciones y críticas?
    Por nuestra parte, no creo que haya ningún miedo en el presente, aunque sí lo hubo cuando éramos jóvenes, miedo a la represión, a la intolerancia de quienes tenían nuestros destinos en sus manos; individuos que vertían todo su resentimiento contra jóvenes de 15, 16 ó 17 años.
    ¿Despecho? No veo ninguno; quizás tú lo veas, pero no lo creo; y creo que hablo por varios de los que aquí han opinado. Eso sí, no le deseamos a ningún jóven cubano que tenga que pasar por lo que nos tocó a nosotros. Y entre otras cosas, por eso es que muchos se han ido de Cuba, precisamente para evitar que los hijos de esa generación que soporto de todo, no tengan que pasar por las mismas circumstancias.
    Obviamente que hemos vivido en dos Cubas totalmente diferentes; y nosotros hemos tenido la oportunidad de conocer, al menos en parte, la Cuba en que tú has vivido, pero tú no has vivido en la que nos tocó vivir a nosotros; y si conoces algo, es sólo por alguna historia que te hayan contado.
    Y te repito, si algo queremos de corazón, es que ningún jóven cubano, vuelva a vivir en la Cuba que nos tocó a nosotros.

    Reinaldo

    febrero 1, 2009 at 7:07 pm

  71. Elaine dices: “Porque los estudiantes son muy dependientes de sus maestros”

    Nada de eso, Elaine, no todos. Y eso no siempre es bueno.

    Has hablado de la Lenin, tu elegiste esa opción, luchaste por conseguirla y lo lograste. Dices que te sentiste una triunfadora, lo eras. Felicidades.
    ¿Y los que no querían estar becados? ¿Y los que no pudieron entrar en la Lenin y solo les quedaba la opción de una beca en el campo?
    Si, tenias razón en sentirte ganadora, era un juego muy duro, habían muy poquitos ganadores y muchísimos perdedores.
    Yo entre en la Lenin, pero no era un ganador, aunque confieso que me sentí orgulloso de haberlo conseguido. Solo fui lo menos perdedor que se me permitía ser.
    Más de uno ha dicho que no es el tipo de escuela que querrían para sus hijos, bueno, pues yo tampoco.

    alguien

    febrero 1, 2009 at 7:09 pm

  72. Sigan por ese camino, sigan destruyendo todo a su paso, y terminarán por convertirse en lo mismo que critican.


    Elaine:

    Amiga, perdona. No es nada personal. Quien iba

    a querer lastimar a una chica con esa carita, que

    escriba tan lindo y con esas ilusiones?

    Pero por hacer , como dices catarsis, no veo que

    estemos destruyendo nada. Si te cierran el blog

    no es nuestra culpa. Tienen que dejar que entre

    gente de Cuba, como tu, y que defiendan a capa

    y espada el ” proyecto ”

    Lastima que lo que le hacen a Javier, a Petiso y

    a Eduardo no tenga justificacion alguna.

    EL INAGOTABLE ORLANDO-para Elaine

    febrero 1, 2009 at 7:10 pm

  73. Elaine
    “Solo he visto un montón de resentimiento, de odio, de rechazo hacia todo porque sí y ya”

    Estoy de acuerdo contigo Elaine en que el odio no lleva a nada, en que el resentimiento es malo y en que podemos llegar a convertirnos en lo que criticamos. En lo que no estoy de acuerdo es en el “porque si y ya”. La gente odia y se resiente porque tiene un motivo para hacerlo, si es saludable o no ya son otros 5 pesos, pero lo que si esta claro es el derecho que la gente tiene de sentirse asi.
    Nadie ha hablado de destruir, la Lenin es una escuela muy linda pero ya viste como, a raiz de eso, salen otras opiniones del sistema educacional en Cuba. Tu y yo no nos damos cuenta, por ser mas jovenes, del significado de estar becados, para nosotros es normal, era asi y punto, pero los que conversan por aca si lo ven como algo malo y hasta criminal, ni tu ni ellos tienen la razon absoluta, no cree? Son simplemente sistemas de referencia distintos.
    Por otro lado he notado cierta posicion defensiva en ti y cierto prejuicio hacia los comentaristas que demuestras en poner ejemplos de USA, no entiendo por que lo haces, me parece que anda dando vueltas en tu mente la frase “si fuese en USA no estuviesen criticando”, creo que aqui sencillamente te equivocas de medio a medio, si critican, yo que vivo en Costa Rica critico los problemas de Costa Rica, y hago por el pais donde vivo, y las barbaridades que aqui veo las critico y las llevo hasta donde tenga que llevarlas, en Cuba, al menos en los primeros 24 annos de mi vida que fueron alla, lo que critico en Costa Rica no se podia criticar sin pensar en sufrir consecuencias.
    El resentimiento y el odio es inevitable cuando el sistema donde crecimos se basa presisamente en el resentimiento y el odio, la excepcion Elaine eres tu no los demas.
    Saludos

    Evelio Hernandez Colon

    febrero 1, 2009 at 7:16 pm

  74. Hola, Elaine. Leo tu exaltado posteo y créeme, me vi en la obligación de responder. Pero vayamos por partes:
    Sobre la “demanda”: Yomisma sólo hace la anécdota. Fui yo quien introdujo la pregunta, de manera irónica, sobre la demanda. Y te cuento al respecto. En la mayoría de los países del mundo, un caso así llega a la justicia por varias razones. Voy a hablar desde Chile, que es donde radico básicamente y es tercermundista (para que no digan que hablo desde el Primer Mundo). Mi hijo está en un colegio que se hace responsable de él mientras esté bajo su techo o en alguna actividad extraprogramática de incumbencia del colegio. Mi hijo es epiléptico y debe tomar medicinas y tiene ciertas restricciones en las actividades. Si mi hijo se ahoga en la piscina del colegio, ten por seguro que lo segundo que hago es ir a Tribunales y estampo una querella contra los que resulten responsables por la muerte de mi hijo. Ahí se abre una investigación donde se analizan las causas y elementos que intervienen en el accidente (1- si se lanzó a la piscina sólo o habían profesores a cargo, 2- si yo había informado al colegio del padecimiento de mi hijo, 3- quién estaba a cargo de mi hijo a la hora en que ocurre el accidente, y un largo etcétera de puntos). Si se reconoce que el accidente fue por negligencia de algún adulto a cargo de mi hijo, entonces demando al colegio éste toma las medidas pertinentes con los responsables, además de indemnizarme como papá. Ese, a grandes rasgos, es el proceso. Pero nadie queda impune. Y la gran mayoría de los niños en este país van al colegio y los padres los mandan a estudiar, y los profesores hacen clases, y la vida transcurre normalmente.

    Rudy Felix

    febrero 1, 2009 at 7:18 pm

  75. El ejemplo que das sobre Columbine no tiene nada que ver con el del muchacho ahogado (que por demás, tenía menos de 18, lo que quiere decir que era menor de edad, lo que quiere decir que TIENE que estar a cargo de un adulto que se hace responsable del muchacho) es poco feliz y me sorprende. Te explico:
    Yo soy papá y dejo a mi hijo a cargo de mi vecina. Si el nene se cae y se rompe el cráneo y muere por ello en su casa por negligencia de mi vecina, pudiera querellarme contra ella. Cosa muy distinta si, estando en casa de mi vecina, mi hijo es asesinado por un demente que entró a casa de mi vecina y los mató a todos (el caso de Columbine). Si bien es el mismo resultado (mi hijo muerto), son casos diferentes en sus condiciones y, por ende, se constituyen como tales diferencias en el ámbito legal.
    Ah, en todo caso, los padres de los estudiantes de Columbine podrían demandar a la institución por su sistema de seguridad. Puede ser…
    Sobre la “demanda” (2): No recuerdo bajo qué circunstancias se puede demandar en Cuba. Supongo que son demandas civiles y entre personas naturales. Pero en este caso del niño ahogado y el colegio, ¿aquién demandarías? ¿Al Estado (el dueño del colegio)? ¿Se puede demandar al Estado en Cuba? Permíteme dudarlo…

    Rudy Felix

    febrero 1, 2009 at 7:18 pm

  76. Esa frase de que terminaremos por destruir todo a nuestro paso y nos convertiremos en todo lo que criticamos, te ha quedado funesta. Denota una falta de conocimiento inmensa sobre lo que es la experiencia que dan los años y el decursar de la vida; cosa que no se te puede criticar mucho por tu juventud.
    Todo lo contrario a lo que piensas, creo que lo vivido nos ha ayudado a hacernos mas humanos, mas flexibles, mas reflexivos y sobre todo, mas decididos con respecto a lo que hemos querido hacer con nuestras vidas y con lo que podemos hacer para ayudar a mejorar las vidas de otros, entre los que se encuentran, aunque no lo quieras creer, jóvenes cubanos como tú y como lo fuimos una vez, porque la gran mayoría de nosotros, Elaine, tiene familiares en Cuba, padres, madres, hermanos, sobrinos, primos y amigos con sus respectivas familias; y al final, lo que queremos, es lo mejor para todos ellos y para todos los cubanos como tú.

    Reinaldo

    febrero 1, 2009 at 7:20 pm

  77. Sobre nuestros comentarios: La mayoría han sido para recordar nuestros años de estudiantes medios. Yo personalmente (como ya dije antes) no pasé por la Lenin, pero tengo buenas referencias de ella. Aún así prefiero mis años amarillos. Y no creo que haya resentimiento en mi comentario. Ni odio, ni rechazo a lo que se hizo en Cuba. Si te fijas bien, en uno de mis posteos planteo que es sano vincular el estudio con el trabajo y expongo las razones (que son las que se exponen en Cuba para ello).
    Tu post en hermoso (te lo dije en mi primer comentario) y lo llevan a uno a una época similar, lo que habla de una buena capacidad tuya para utilizar el lápiz (el teclado a estas alturas…).
    Y bueno, se agradecen tus deseos de una vida feliz, tranquila, alegre, bastante justa y, aunque poco perfecta (nada lo es), en mi caso personal y desde mi punto de vista mejor que la que tuve y pude tener en Cuba. De no haber sido así me hubiera quedado allá. Y ten por seguro que hasta hoy no me arrepiento ni un solo día de la decisión que tomé.
    Ahh, y para seguir en tu tónica, sí, también llevo una vida democrática en casa, con mis amigos, en mi trabajo y en el país en general (con sus falencias, sí, pero definitivamente democrática si comparamos con Cuba, ya que de eso se trata…)

    Rudy Felix

    febrero 1, 2009 at 7:23 pm

    • “Prefieres tus años de amarillo”?… Es sano sucumbir en la ignorancia, por lo pronto te recuerdo que gran parte de la vida es trazar metas y alcanzarlas, en pos de vivir de la satisfacción personal por tus propios logros. La Lenin me dio eso, desde la selección para ser aceptado , mediante exámenes, hasta la universidad. Parte de lo que soy y tengo, es por haber alcanzado dicha meta desde mi temprana adolecencia. Hay otros que no. Pero lo cierto es que todos los que pasamos por la Lenin o por Humboldt 7 y destacamos en ello, hoy somos personas con poder de decisión y de posición. No vivimos en Cuba y no todos fuimos hijos de … De eso es de lo que va este juego.

      Gracias Elaine por las lágrimas de mi nostalgia

      Yovani

      diciembre 22, 2015 at 4:22 am

  78. Olvidaba un detalle, también llevo una vida bastante libre y sin miedos. Me muevo donde quiera sin que nadie me pregunte dónde, por qué y si regreso o no y cuando. También puedo decir y plantear lo que me parezca acerca de lo que sea sin temor a que me echen del trabajo y no encuentre nunca más alguno. De hecho, firmo con mi nombre real, he dado mi firma para propuestas y demandas tanto en contra del gobierno de Cuba como del anterior gobierno de Chile por un proyecto de construcción en una zona protegida y que el Gobierno quería impulsar (a fin de cuentas el proyecto se paró por la fuerza de la sociedad organizada). Y nadie me viene a tocar la puerta para amenazarme con cárcel o desaparición.

    PD: Perdonen, amigos, pero me puse como Orlando, catártico… jajajajajajajaja. Pero me molesta la utilización de la ironía para intentar hablar desde una posición y criticar algo que, lamentablemente, Elaine, por tus años de juventud, y por tu vida con escasa experiencia “in fact” fuera de la Isla, no tienes la más mínima idea.

    Rudy Felix

    febrero 1, 2009 at 7:45 pm

  79. Aceptemos que deben existir escuelas especiales

    para alumnos de alto rendimiento. Lo mismo

    que para deportistas, Pero ?Por que no ubicarlas

    en las capitales de cada provincia donde la

    mayoria de los estudiantes reside?

    Fabricar una escuela en el campo, al menos

    triplica su costo: albergues, duchas, enfermeria,

    comedores, etc, etc.

    Es falso que los jovenes trabajando en el campo

    obligatoriamente contribuyan a financiar

    los gastos de educacion. Pretender eso es simple

    voluntarismo .

    EL INAGOTABLE ORLANDO-para Elaine

    febrero 1, 2009 at 7:45 pm

  80. Amigo Orlando,
    Las razones para la crecion de las escuelas en el campo, en cuyos origenes esta el plan de becas (cuyas premisas fueron la necesidad de brindar mejor educacion y posibilidades a los jovenes de las zonas rurales y menos favorecidas de la pequenha isla de Cuba). Esas razones no fueron ni con mucho de tipo economico, como bien dices se hace mas costosa la educacion y lo poco que aportan los jovenes a la economia no compensa el aumento en las expensas por educacion, esto se ve facilmente con el fracaso casi absoluto de todos estos planes agricolas donde los estudiantes han sido una parte importante en su funcionamiento. La razon principal es aislar al joven de su familia y en un espacio “cerrado”, controlado, proceder de una manera acelerada en su programacion mental, sin la interferencia de padres y familiares que puedan diluir con sus opiniones una parte de este proceso de adoctrinamiento. Otro aspecto es sacar a los jovenes de la ciudad como una forma de controlar mas facilmente la vida en esas ciudades donde la presencia de muchos jovenes siempre puede ser un factor desestebilizador por su ignata rebeldia y necesidad de quemar energias.
    Solo tenemos que mirar en nuestras propias experiencias para llegar a poner estas razones en la base misma del sistema no de estudio-trabajo, sino de alejar a los jovenes de su familia y de las urbes. Nada tengo en contra de estudio-trabajo, todo en contra de sustraer mis hijos de mi propia tutela.

    Eduardo

    febrero 1, 2009 at 8:38 pm

  81. alejar a los jovenes de su familia y de las urbes.


    Si. Es dificil de admitir.

    Adoctrinar sin influencia familiar,

    sacarle presion a la capital y canalizar

    las energias de los jovenes.

    EL INAGOTABLE ORLANDO-para Eduardo

    febrero 1, 2009 at 8:56 pm

  82. Ya Rudy Félix aclaró lo de la responsabilidad institucional en la salud de los niños a su cargo.
    Debo contar, que mi hijo una vez se cayó en la escuela. Le estaba subiendo la fiebre y como andaba “atontado” perdió el equilibrio. Él salió bien de la casa y llegó bien a la escuela. Nadie podía saber que tendría fiebre.
    Se hizo una pequeña herida y ¿Qué pasó? Primero, le aplicaron los primeros auxilios.
    Segundo, llamaron a los padres.
    Tercero, llamaron a la ambulancia privada que cubre el seguro escolar.
    Cuarto, lo llevaron a la clínica indicada por los padres.
    Quinto, en la clínica le limpiaron la herida, dieron los puntos y revisaron los motivos de la fiebre.
    Sexto, arreglamos con la directora de la escuela una compensación económica que se tradujo en no pagar varias mensualidades.
    Séptimo, al día siguiente se manifestó una enfermedad de la niñez.

    100 % Gusano

    febrero 1, 2009 at 8:57 pm

  83. Olvidé decir que lo anterior no ocurrió en una escuela privada.

    100 % Gusano

    febrero 1, 2009 at 8:58 pm

  84. Comparto totalmente la última opinión de Eduardo.
    El adoctrinamiento ideológico prima por encima de cualquier otro factor en el caso cubano.
    La baja productividad de los estudiantes, es harto conocida por todos; y aún así, se mantuvieron todos los alocados (y fracasados) planes agrícolas que basaban sus espectativas en el aporte estudiantil.
    Recuerdo que en el 69, nosotros promediábamos 39 arrobas de caña por estudiante; eso era una pilita de caña por cada machetero, aunque éramos capaces de cortar mucho más – si nos lo hubiéramos propuesto-, pero aún así nos mantuvieron durante cuatro meses, aislados y pasando necesidades de toda índole, en la llanura camagueyana, a más de 20 kilómetros del poblado mas cercano y sin un medio de transporte para socorrer a algún accidentado o enfermo de cuidado. Del hambre que pasamos y de otras necesidades, ni hablar.
    Que conste, lo de las 39 arrobas, era nuestra huelga de brazos caídos para protestar por las circumstancias. Eso nos costó bastante por un lado, pero también nos produjo satisfacciones personales. Aprendimos a actuar unidos, al menos en aquella ocasión y en algunas otras, pero de una forma u otra, siempre el sistema fue capaz de neutralizar nuestra actitud (no vencerla, mucho menos eliminarla) hasta cierto punto, a través de los medios represivos con que contaba.

    Reinaldo

    febrero 1, 2009 at 9:02 pm

  85. Sin dudas: genial tu artículo. Es poco probable que ese último párrafo sea leído con indiferencia por algún graduado de la Lenin. Expresa demasiado. Gracias por haberlo logrado con tan pocas palabras. Pensé que era imposible.

    ZorphDark

    febrero 1, 2009 at 11:41 pm

  86. Perdonen que siempre sea el que ponga la nota discordante en este concierto en que todos casi unanimemente hacen brotar con fuerzas sus resentimientos.

    Las anecdotas que aqui se han manejado no dejan de ser ciertas y muchas son extremadamente dolorosas, pero insisto en que los sentimientos que percibiamos en aquel entonces, no son similares a los que aqui expresamos hoy, y eso es por una unica razon: nuestra adolescencia en que bastaban unas botellas, una buena musica y que hubieran algunas muchachas y se iba abajo toda la ideologia y todo resentimiento.

    Hoy desde nuestra madurez y experiencia vemos las cosas de una forma diferente, pero no solo vemos los abusos que se hiceron en nombre de una ideologia y de una posicion politica, si somos sinceros debemos tambien ver lo que hicimos en esa epoca nosotros mismos y que hoy nos perdonamos y hasta nos reimos argumentando que eran travesuras o chiquilladas sin importancia alguna.

    Cierto que muchos en aquella epoca veian mas que otros y protestaban por los atronopellos con conocimiento de causa, pero no era la mayoria y no creo quesean todos los de aca.

    Insisto que fuimos testigos de hechos relevantes en la historia de la humanidad y de ahi hay que intentar sacar lo positivo y estudiar concientemente lo negativo para no repetirlo.

    Aqui hay alguien en este BLOG, que puede comentarnos muy de primera mano (por que vive ahi) que hubiera sucedido en ese modelo y paradigma de sociedad latinoamericana democratica y organizada en que vive actualmente, si su presidenta, anteriormente victima de atropellos y abusos similares hubiera llegado al cargo con animos de venganza en vez de fomentar lazos de cohesion.

    Es cierto que el caso Columbine como otros similares no es atribuible a los profesores, ni a la escuela que por favor, no es un centro policial como a veces en muchos de estos paises tercermundistas en que vivimos algunos pretenden convertri.

    El caso Columbine es responsabilidad de la sociedad, de los medios y del sistema de manera general. y por supuesto el sistema no tuvo que pagar indemnizacion alguna.

    Asi como antes del 59 era muy dificil encontrar un responsable a quien echarles las culpas de todo por la sucesion de gobiernos y de presidentes hasta que Batista dio el golpe de Estado y entonces si habia un culpable de todos los males de aquella epoca.

    En la Cuba de post 59 es mas facil encontrar el responsable de todo lo que sucedio y sucedera.

    Asi es muy facil hacer carrera como filosofo, como economista, como politologo. Es como tirar una piedra al bulto y estar seguro de que le vas a dar a alguien. No creo que estemos buscando buenas soluciones con el resentimiento.

    Recuperemos, lo comun de todas las tendencias ideologicas que nos hace sentir felices y pertenecientes a una misma raiz. Hagamos patria desde el beisbol, desde la trova y El benny. y por que no tambien desde la Lenin los que quieran vestidos de azul y los otros de otro color.

    stand

    febrero 2, 2009 at 12:03 am

  87. Hola stand,

    “El caso Columbine es responsabilidad de la sociedad, de los medios y del sistema de manera general. y por supuesto el sistema no tuvo que pagar indemnizacion alguna.”
    ———————————————————-
    Son tus palabras, y siento que tienden a confundir y diluir la verdad dicha. En ultima instancia todo lo que sucede es y sera siempre un “reflejo de la sociedad”. Entonces es una generalizacion que hace se pierda lo dicho. En Columbine hubo una masacre y hubo indemnizaciones. Eso no lo puedes llevar a ningun plano donde por haber generalizado se pierde el hecho.

    Ademas necesito repetir que yo no he comentado por odios, tampoco resentimiento. Cualquiera de esos sentimientos me hubieran alejado de este web site, donde lo que prima es el dialogo entre gentes que piensan diferente. Ya olvidaste que hace varios dias fui a otro blog de cubanos jovenes que estan en Cuba y tienen acceso autorizado a este medio, fui y les pedi que vinieran aqui para analizar. Porque de eso se trata de que cada parte diga y pueda ser revatido.

    Es inadecuado decir que la mayoria de los comentarios aqui han sido producto del resentimiento. Para mi han sido mas como…reflexiones

    En aras de obtener lo mas posible de estas platicas te pediria que fueras directo, de manera que sea mas facil afirmar, negar y rebatir. Porque no se trata de estar hablando por horas y no decir nada concreto. Hay quien dice que el verdadero arte del discurso es decir con sencillez y claridad lo que se pretende trasmitir.

    En cuanto a estar todos juntos, todas las tendencias, claro que si, totalmente de acuerdo hermano. Pero eso no significa que ignoremos aquello en lo que pensamos diferente y lo digamos alto y claro. Solo asi se puede avanzar en el terreno de lo posible en una Cuba, que no es la de hoy, donde todos tengamos un lugar.

    Eduardo

    febrero 2, 2009 at 12:23 am

  88. Amigo stand,

    Yo de nuevo. Andaba pidiendo sencillez y claridad y tal ves yo no lo fui. Esto quiza sea mejor:

    Elaine hablo de su epoca en la Lenin, muy bien dicho con hechos y emociones en la narracion.

    Yo conte como fue mi epoca en el bachillerato tecnico con hechos y emociones en mi narracion.

    Fueron historias distintas. Analizemos las diferencias, si nos entendemos nos acercamos y podremos hacer cosas juntos. Politica no es ganar o perder, es el arte de lo posible.

    Eduardo

    febrero 2, 2009 at 12:35 am

  89. Recuerdo que en el 69, nosotros promediábamos 39 arrobas de caña por estudiante; eso era una pilita de caña por cada machetero, aunque éramos capaces de cortar mucho más

    En el 1970 nos preplanificaron una norma de 140 Arrobas por hombre en plantilla diariamente. Eso incluia sabados y domingos (se trabajaba todos los dias). Eso incluia a los enfermos y hasta los muchachos que hacia meses estaban en la Habana pasando terapia por haberse cortado intensionalmente un tendon .

    En cuatro largos meses,
    Hubo una epoca en que nos “dio” por trabajar.
    No habia otra cosa que hacer ahi excepto cortar canna y la productividad del trabajo era mas de 39 arrobas por muchachito al campo.
    (Oienso que 100 o 120)

    Hubo epocas en que la huelga de brazos caidos era la norma a pesar de que los oficiales se paraban en la guardarraya y nos metian miedo para hacernos trabajarar.

    EL INAGOTABLE ORLANDO-para Reinaldo

    febrero 2, 2009 at 1:52 am

  90. Eduardo

    Al menos a mi me pides algo imposible.
    Ser directo es algo que no puedo hacer honestamente.

    Uno habla directo y categoricamente cuando sabe y tiene certeza de lo que dice y espera no echarse atras nunca.

    Yo tengo puntos de vista (no verdades absolutas), que incorporo al debate y entre ellos hay algunas lagunas y espacios no resueltos que intento llenarlos con la retroalimentacion de quienes opinan y me debaten y en algunos casos tambien me aclaren.

    Ya deben imaginar por mis intervencones anteriores, que no creo ni le tengo fe al capitalismo mundial, ese que para que avance necesita que exista codicia como motor y competencias entre seres humanos y entre seres humanos y la naturaleza y que luego sin darse cuenta va creando cinismos. Ese para mi es el sistema que provoco la masacre de Columbine.

    Pero no veo razon para tener que ser directos al hablar y expresar clara y directaente que es lo que realmente no me gusta pues entonces los posibles puntos en comun que podriamos encontrar en el dialogo ya los perdimos al parcializarnos de uno u otro bando y de modo directo.

    Suave y dulcemente podriamos decirnos muchisimas cosas fuertes sin lastimarnos en nuestras creencias, pues que son nuestros puntos de vista sino “creencias” similares a las religiones que unos comparten y otros no pero que civilizadamente muchos tratamos de no mencionar temas polemicos, ni adversar abiertamente para poder avanzar en paz.

    stand

    febrero 2, 2009 at 2:33 am

  91. Las diferencias entre ambos relatos son muchas la de Elaine es una historia amorosa la suya es una tragedia de las feas.

    Pero imagino que hay un punto en comun entre ambas y es algo casuistico.

    Si usted no hubiera tenido un director de valores tan infrahumanos como el que tuvo, quizas su relato y el de Elaine fueran muy parecidos.

    Hubo diferencias de epocas tambien, cuendo su caso el pais era mucho mas salvaje y anarquico del pais que le toco a Elaine en la Lenin.

    stand

    febrero 2, 2009 at 2:41 am

  92. Ya deben imaginar por mis intervencones anteriores, que no creo ni le tengo fe al capitalismo mundial, ese que para que avance necesita que exista codicia como motor y competencias entre seres humanos y entre seres humanos y la naturaleza y que luego sin darse cuenta va creando cinismos.
    ———–
    Stand:

    Como yo lo veo, no hay alternativas.
    Es el menos malo de todos los sistema concebidos por el hombre.
    Lo otro, seria aplicar ingenieria genetica y cambiar la propia naturaleza del hombre.
    Y eso de jugar a Dios es terriblemente peligroso.

    EL INAGOTABLE ORLANDO-para Stand

    febrero 2, 2009 at 4:04 am

  93. Elaine, este probablemente es el primer post que realmente me causa alguna emocion y me interesa. El problema con la audiencia parte de una diferencia generacional. Para mi, La Lenin tuvo todo lo bueno que mencionas y me siento orgulloso de ser parte de los egresados. La verdad es que tuvimos acceso a una educacion privilegiada y contamos con los mejores maestros en un momento en que la educacion en Cuba estaba en crisis. Mas importante todavia, mis mejores amigos los hice en a Lenin (sin contar otros pocos que vinieron despues en la facultad y que tambien eran de la Lenin, por cierto). Lo que yo mas valoro es quiza la posibilidad que me dio de construir relaciones. Evidentemente, estar becado lo hizo mas facil. De otra manera, hubiera tomado mas tiempo o no hubiera pasado. Honestamente, no creo que en la Lenin se trabajara mucho, al menos en nuestro año. Yo tuve 2 “ocupaciones” espectaculares: basurero y proyeccionista de cine. Que decir de la “basureria” (jajajja)? En 15 min terminaba y me quedaban casi 4 horas para perder el tiempo. Y el trabajo en el cine de la escuela quiza sea el mejor trabajo que he tenido hasta ahora, ademas del que mas he disfrutado.
    No obstante, Elaine, como siempre se te olvidan algunas cosas, especialmente la etapa que comenzo con Elian y se extendio mas alla: las tribunas abiertas que nos tuvimos que comer con papas, a pulso, levantandonos a las 3 y 4 de la manana para “participar” en primera linea (como se participa en un trabajo voluntario). Ahi si nos ponian recreacion para que fueramos mas contentos al otro dia, sin importar si ibamos a estar cansados.
    Tambien se te olvida mencionar las huelgas. De Lage junior mi unico recuerdo es de cuando lo abucheamos en una. Se quedo sin voz ese dia y el hecho puso en crisis su capacidad de liderazgo. Aunque los motivos no podian ser mas superficiales (las recreaciones y los chequeos de emulacion), me parece que las huelgas servian como exorcismo de cierto descontento con la direccion de la escuela y ciertas reglas demasiado extremistas. Participar en una huelga era una experiencia unica, extraordinaria, la verdad.
    A nosotros tambien nos toco una escuela bastante deteriorada. Vi tus fotos en facebook y muchas cosas han cambiado por suerte.
    Pese a todo, para mi, la experiencia valio la pena y la miro positivamente y con nostalgia. Me volvi independiente. Despues que sali nunca fui el mismo. La ultima vez que fui fue el dia del egresado 2005 o 2006 y tambien senti que ya no era mi escuela, ya no pertenecia.

    La actitud de algunos caracteres de este forum se ha ido deteriorando. Los comentarios ensombrecen el espiritu de este texto. No te estoy defendiendo, no obstante. De hecho, cuando tenga tiempo y ganas quiero decir algo acerca de tu vision un tanto (o demasiado) edulcorada de la realidad de la isla porque tan criticable es hablar solo de lo negativo como hablar de lo negativo muy poco o nada.

    Aaron

    febrero 2, 2009 at 4:37 am

  94. Por cierto, el sabado fui a una fiesta del egresado en un club que se llama La Casa de Tula en la calle ocho, pero la verdad es que pase mas tiempo en el viaje que en la fiesta porque como no conocia a nadie me fui a las menos cuarto.

    Aaron

    febrero 2, 2009 at 4:54 am

  95. Yo no veo el tal resentimiento de que hablan aquí. Yo veo que todos analizamos lo ocurrido desde nuestro punto de vista según nuestra historia personal.
    Tampoco he visto a nadie hablando de matar comunistas o algún tipo de ajuste de cuentas contra ellos o su familia.
    Ni siquiera se habla de prohibir el partido comunista.
    Los llamados “gusanos” creo que la mayoría estamos por un espacio con cabida y respeto para todos.

    100 % Gusano

    febrero 2, 2009 at 9:22 am

  96. Yo pasé por La Lenin entre el 94 y el 97, los primeros años de la lenta recuperación de la crisis económica.
    La escuela estaba a veinte kilómetros de La Habana y a mil de la realidad que se vivía afuera. No bastaba los fines de semana –dedicados a fiestas, sueño y estudio– para comprender aquellas duras jornadas.
    Pero La Lenin era también como Cuba, con sus mismas virtudes, vicios y errores. Gente solidaria, generosa, idealista, romántica –aún a mediados de los 90 muchos adolescentes éramos así–; directivos inconstantes, dogmáticos, autoritarios, a veces muy injustos; profesores extraordinarios, mediocres los menos.
    Sin embargo, apredíamos a “darle la vuelta” a los extremismos y andábamos con camisas pálidas cuando no se podía, jugábamos dominó cuando no se debía y hacíamos el amor cuando se prohibía.
    Conozco dos o tres personas que no la pasaron bien. Mas, basta con irse a una página en Facebook de grupos de la Lenin para comprobar que para la abrumadora mayoría aquellos años fueron fabulosos.
    Y si el azar encuentra a una cubana y un cubano, desconocidos hasta esa hora, el haber estudiado en La Lenin los transfigura al instante, y parece como que son amigos de toda la vida.

    Boris

    febrero 2, 2009 at 9:48 am

  97. Hola, Stand. Salvo que haya alguien que viva en Argentina, estoy casi seguro de que te refieres a mí cuando hablas de “su presidenta”. He dicho que vivo en Chile y es el otro país que tiene presidenta y que fue víctima de la Dictadura. Entonces, ¿por qué no te refieres a mí directamente? Prefiero que me llames por mi nombre y no de manera impersonal como “alguien” (y esto es sin ofender al dueño del nik Alguien… jajajaja).
    Ok, la Michelle no podía llegar a la presidencia buscando esa venganza por varias razones:
    1- En Chile impera un Estado de Derecho. Por muchas ganas que ella hubiera tenido, no puede pasar por sobre las leyes de este país (a pesar de ser un país presidencialista).
    2- Hay una parte de este país que apoya el régimen militar y también son parte de la nación, y tienen derechos ciudadanos y hay que respetárselos.
    3- La presidenta gobierna para la mayoría, pero cuidando no pasar a llevar a las minorías. De hecho, la verdadera democracia no es hacer lo que dice la mayoría solamente, es mucho más importante, en la Democracia, el cuidar y proteger los derechos de las minorías frente a la mayoría.
    Ahora bien, la Michelle ha trabajado duro en fomentar la búsqueda de los desaparecidos, promueve la acción de los Tribunales en el enjuiciamiento de los responsables de los crímenes cometidos durante la Dictadura. Pero ten por seguro que no puede ella juzgar a nadie. Ni siquiera comentar un fallo, como Presidenta, de los Tribunales de Justicia (sería intromisión de un poder en otro).
    Sobre Columbine ya hablé antes y Eduardo apoyó lúcidamente también.
    Otra cosa, no sé por qué cada vez que hablamos de Cuba y sus cosas negativas se nos tilda de resentidos y odiosos. Si de comparaciones se trata, ese discurso es el mismo de los pinochetistas acá en Chile, que tildan de resentidos sociales, odiosos y arcaicos que se quedaron en el pasado a todo aquel ue demande justicia por los atropellos de la Dictadura Militar. Dime dónde está el resentimiento en los comentarios!!!! Te conmino a que pongas ejemplos concretos!!! (hablando de tirar la piedra al bulto…)
    En lo personal no tengo resentimiento, ni odio. Pero si de mi depende juzgar en su justa medida a quienes han hecho del país que me vio nacer un basurero, tenganlo por seguro que lo haré.

    Rudy Felix

    febrero 2, 2009 at 9:53 am

  98. […] la Lenin Yo sé que llego tarde… pero no me importa, ahí va mi foto de mis años de azul, con todos aquellos chamacones del grupo 27 de la graduación 25 […]

  99. Querida Eliane,
    Hace mucho que no escribo nada en BC ni en tu blog, el primero porque fui expulso y el tuyo por falta de tiempo, pero me alegro mucho de que Boris me haya expulsado, BC se ha convertido en algo claramente de tarea ideológica del PCC y los artículos son sosos y muy pobres lingüísticamente, en cambio los tuyos me parecen muy buenos y creo que vas a ser la salvadora de BC, puedes ver que allá muy pocos participan, sin embargo en tu propio blog hay mucha más particpación y debate. Espero que sigas así y me alegro por haber sacado el tema de las vocacionales, ya que también fui profesor de una de ellas.

    felix

    febrero 2, 2009 at 10:08 am

  100. Amigo stand,

    Y para todos, muy buenos dias lunes en la manhana. Es la promesa de una nueva (nueva?…sera porque aun no esta usada, digo yo) semana de este abeces no tan frio Enero. Ahorita tenemos -1 grado, esta pero que muy bien, sin embargo dicen que para la noche vamos a tener una nevada. Ya veremos que en esto de los pronosticos (y yo se un poquito) siempre hay que esperar a ver que pasa en realidad. Algo asi como la economia y sobre todo la filosofia (o sociologia, si quieren, que no es lo mismo pero va dando igual).
    OK, amigo ya hize mi aporte a hablar mucho y decir muy poco y ademas en ondas, como ha de ser para que el mensaje haya que descubrirlo.

    Ud. dice en Columbine fue el sistema el que falla, pero en mi historia ud. culpa al Director. Se salta de un nivel de responsabilidad a otro. Como?, pues en Columbine hubieron padres, maestros, coaches, vendedores de armas, etc con una responsabilidad mas directa que fueron los brazos de la sociedad que tu criticas. En mi historia el Director fue uno de los muchos brazos que la sociedad utilizaba para hacer lo mismo: alienar al hombre (no importa que este hombre fuera un inverbe de 17 anhos).

    De tu decir en USA hay que cambiar la sociedad. En Cuba hay que cambiar algunos directores.

    No estoy de acuerdo. Primero en que casi siempre todos recurramos a la comparacion con USA, cuando se nos dice algo que no podemos rebatir la salida casi siempre es : ah, pero en USA esta peor la cosa. Sabes que?, dos malas nunca hacen una buena, esto no es algebra.

    No estoy de acuerdo. Pienso que en Cuba tenemos que cambiar el sistema, para comenzar. Solo asi se puede incluir a todos. Este sistema se basa en la exclusion de todos los que son diferentes del discurso oficial. Si estamos de acuerdo en esto (que me temo todos aqui estamos de acuerdo), entonces lo primero es cambiar de sistema, a uno que admita a todos los que por ser cubanos, tienen que estar ahi.
    Si yo estoy en estas montanhas en USA es porque fui excluido…y no fue el Director de aquella escuela.
    Yo tambien tengo muchas interrogantes stand, no se como podran ser en un futuro muchas cosas y temo que en ocaciones no vamos a hacer lo correcto. Pero ese temor no me puede detener a pedir cambios en lo que si se ya que no funciona.

    Eduardo

    febrero 2, 2009 at 10:14 am

  101. Hola, tocayo Felix, ¿qué es BC? Perdona la ignorancia…

    Rudy Felix

    febrero 2, 2009 at 10:17 am

  102. Amigos un detalle mas, sutil….

    Observan como hay una especie de placer interno en aquello de haber sido uno de los elegidos?, uno de los que pudo llegar a la Lenin. Es una exaltacion al elitismo (por muy buenas razones: excelencia ecademica!). Pero tambien es una negacion de una sociedad que pretende ser igualitaria. Ese grupo “especial” de “elegidos” que cursaron estudios en la Lenin se sienten diferentes, y puede que lo sean. Pero diferentes a quien?, ah, a todos los demas estudiantes de pre-universitario. Lo importante aqui es ese placer interno en haber sido diferente, eso es innato al humano. Si no fueramos competitivos capaz y continuariamos habitando cavernas y tendriamos a un hechizero por medico. El igualitarismo es algo manido, mal usado y pernicioso pues mata la competitividad.

    Eduardo

    febrero 2, 2009 at 10:23 am

  103. Para mi somos iguales en derechos y en deberes.

    El uso que cada quien haga de esos derechos y la medida en que cumplimente sus deberes. Esto nos hace diferentes y unicos, y obtendremos tantos beneficios como sepamos individualmente hacer uso de ambos, derechos y deberes.

    Eduardo

    febrero 2, 2009 at 10:33 am

  104. Elaine

    Lo bueno de esta historia, va más allá de que tú escribas y yo comente porque yo sé MUY BIEN de qué hablas. Fuimos parte de ese mundo azul en el mismo período, y posiblemente ese comienzo del nuevo milenio a partir del 2000, tenga muchos puntos comunes para ambas.
    Sé de esa nostalgia que ahora nos inunda y que nos incita a ir el Día del Egresado, para revivir aquellos tiempos. A veces es frustrante, porque ya no están muchos de los que, poder en mano, nos guiaban, nos enseñaban. Ya no son los mismos albergues, ahora más sofisticados; ahora el tanque del que cogíamos agua para bañarnos, después de cargar el cubo tres pisos, ya no es tan necesario; y las exigencias del reglamento, que antes renegábamos, nos parecen muy flexibles ahora; y en el fondo, estamos allí, como el jueves pasado, tratando de re-identificarnos con ese espacio físico al que tanto le agradecemos gran parte de lo que hoy somos.
    Esos tres años fueron el arsenal de casi todo y todos los que tenemos hoy alrededor nuestro, y aquella rutina, aquel sube y baja escaleras, aquellos amores en el áereo o en el terreno de pelota; aquella comida, a veces insufrible; aquellos proyectiles o reacciones exotérmicas; aquellos matutinos, tribunas, madrugadas de guardia, lograron su sino. Hoy tú eres más Elaine y yo soy más Ana que antes de ser otro electrón azul.
    Pero, no importa, algunos no entienden esas cosas.

    ana

    febrero 2, 2009 at 10:37 am

  105. Hola Rudy Felix,
    BC es Bloogers Cuba, plataforma a la cual Elaine pertence, es un grupo de chicos que han creado ese sitio (www.blogerscuba.com) para debatir, analizar y “defender el proyecto revolucionario” . Dé una vuelta por allá y verá los detalles y los artículos.

    felix

    febrero 2, 2009 at 11:28 am

  106. Ana que es lo que no entienden algunos. Yo leo tu escrito y cambio el nombre de la escuela por la mia y me reconozco. Hoy soy profespor y vienen a verme exalumnos a recordar sus viejos tiempos, es algo natural. Cuando estudiaba en la Universidad tambien fui al pre y tuve las mismas sensaciones, todo era diferente, descafeinado , lo bueno de verdad era cuando yo estudiaba, las pasamos canutas y eso contribuyo a forjar nuestras personalidades, pero no se puede olvidar todo lo demas. Es como esos hombres que agradecen su forma de ser al SMO, pues vale, pero esas experiencias no son necesarias mas bien deberian evitarse.

    En mi escuela yo era un chico de exito, en cubano un guaroso, con muchos amigos, novias, etc, y me quedo con esa parte agradable, pero no olvido la represion, las coacciones, el reglamento militar, los chantajes, las expulsiones, etc. Los chicos que fueron objeto de escarnio publico por parte de los profesores y de los militantes. Aun recuerdo como en primer año de carrera un chico espero a otro con un cuchillo para ajustar cuentas del pre, porque le culpaba de su desgracia. Como serian los recuerdos del pre de Elaine si sus circunstancias hubiesen sido otras. Pongamos por ejemplo que hubiese sido gorda y fea ( los adolescentes son crueles ) que siempre hubiese rozado el limite de la notas para la expulsion, que en ese periodo sus parientes mas cercanos fuesen desafectos declarados del regimen, etc.. Seguramente no sentiria ninguna añoranza. por eso en mi primer comentario del post dije que eran sus experiencias personales el motivo de la nostalgia, no el lugar como tal porque alli tambien se sufrio mucho, y para ser justos hay que sentir empatia por los que alli no fueron tan afortunados, y eso se logra con la madurez.

    Tseo

    febrero 2, 2009 at 11:32 am

  107. Rudy, el nombre correcto del sitio es http://www.bloggerscuba.com

    felix

    febrero 2, 2009 at 11:34 am

  108. Bueno, pues a pesar de que “supuestamente” no debo tener el mismo nivel que tienen los de la Lenin, por haber tenido la buena suerte de estudiar en un pre de la calle, y no becado, creo que no es tan difícil entender lo que quiere reflejar Elaine, con la cual estoy de acuerdo en cuanto a su experiencia personal se refiere; mucho menos complicado sería entender lo que dice Ana, que no es nada del otro mundo y en mi opinión, ha caído un poco desfasada de la realidad. Me pregunto si al menos se tomó el trabajo de leer todas las opiniones antes de referirse a los que “no entienden”.
    Mira, Anita, es muy fácil de explicar; yo nunca tuve que dispararme una guardia de madrugada, ni la comida “inmetible” del comedor, ni cargar el cubo de agua tres pisos para poder bañarme (excepto en los trabajos “voluntarios-como-el-chino”, cuando nos hacinaban en campamentos insalubres, sin agua algunas veces, apestosos, donde hasta sarna cogían algunos, semiobligados a participar, sopena de ser enviados al smo). Tampoco lo tuvieron que hacer Nora, Marisol, Eugenita, Alejandro, Ruben, Alfredo, Jorge, Tito y muchos más. Pero por eso, hoy no dejamos de ser MAS Nora, Marisol, Eugenita, Alejandro, Ruben, Alfredo, Jorge, Tito, Reinaldo y muchos más.
    Me perdonas si estoy equivocado, pero creo ver un destello de “purito” en la forma en que te expresas, como si estuvieras “por encima” de otros mortales. Soy de los que ha participado en este tema y quizás me siento aludido con respecto a los que “no entienden”.
    Lamento informarte, por si no te has enterado, que hay toda una vida mas allá de una beca, de unos estudios y de una carrera universitaria.
    No recuerdo haber escuchado un sólo lamento entre todos los que por no “poder” estar becados, tuvieron que “sacrificarse” y vivir sus vidas combinando el estudio normal de la enseñanza preuniversitaria con la convivencia dentro del seno familiar, algo que no tiene parangón con la mejor beca que pueda existir en el mundo.
    Ana, recordemos que la verdad ABSOLUTA no la tienes tu ni la tengo yo, cada cual tiene sólo un pedacito de su verdad y la cuenta en este blog.

    Reinaldo

    febrero 2, 2009 at 11:50 am

  109. Saludos, Tseo,
    Veo que cada uno a su manera, coincidimos en buena parte de nuestra opinión.
    Debe ser el conocimiento generacional. Experiencias semejantes en un mismo momento histórico.
    En cuanto a lo que mencionaste del smo, me viene a la mente algo que siempre he dicho. No comparto para nada esa opinión que tienen algunos de que el smo “forma” y “disciplina”. Eso es, si acaso, para los regados de siempre, muchos de los cuales, salen siendo aun peores.
    La principal fuente de formación y de disciplina, está en el seno de la familia, viviendo el ejemplo diario que un padre le da a un hijo. Eso no tiene precio ni se puede aprender en una beca, en una unidad militar o en la conchinchina, a mil quinientos años luz de nuestra familia.

    Reinaldo

    febrero 2, 2009 at 12:01 pm

  110. Estimados, lo que yo he entendido del debate es que si ser o no de un IPVCE era algo mejor o peor. En mi experiencia de IPVCE en la la Che Guevara de Santa Clara y al compararla con otras escuelas en las cuales trabajé en la isla es lo siguiente: los alumnos de los IPVCE en su gran mayoría eran muy dedicados al estudio, eran seleccionados por sus índices académicos, es cierto que siempre se colaban algunos hijos de papá, pero la gran mayoría eran unos “mechados” y era un grupo de jóvenes que sabía lo que quería: ser profesionales competentes en el futuro. Para los profesores era una experiencia muy buena ya que no te sentías obligado a aprobar en masa a todos los estudiantes como en otras escuelas por que ellos por sí mismos se ocupaban de estudiar, dedicarse etc. lo que no quiere decir que no se divertían, bebían escondidos, tenían relaciones con profesores y un largo grupo de cosas que trajo la formación del “hombre nuevo”.

    felix

    febrero 2, 2009 at 12:09 pm

  111. félix, yo me gradué en ese en el 90. Unidad 6.

    100 % Gusano

    febrero 2, 2009 at 12:17 pm

  112. Yo no veo el tal resentimiento de que hablan aquí.


    Claro que no hay (mucho) resentimiento.

    Los mas resentidos (y no los culpos) son los

    que vienen aqui, disparan dos o tres malas pala

    bras o acusan a Elaine de seguosa … y se retiran.

    Los demas, aunque ataquemos sus ideas , y a

    veces con bastante fueria, atacamos solo ideas

    A ella, le lanzamos flores.

    EL INAGOTABLE ORLANDO-para Gusano y Elaine

    febrero 2, 2009 at 12:18 pm

  113. Gusano, yo salí en el 90 justamente, pero yo trabajé siempre en la unidad 2 e hicé puente en la 1.

    felix

    febrero 2, 2009 at 12:21 pm

  114. Reinaldo:

    Me parece estar leyendo Granma:

    “Yo antes era un regado. Iba por mal camino.

    Me llamaron al SMO. Es verdad que al principio

    me costaba trabajo adaptarme, me llenaban de

    reportes y perdia los pases.

    (Nota: No le dieron por el c… de milagro)

    .. pero despues me converti en un hombre de

    bien.

    Fin de la cita … ji ji ji.

    EL SMO no debe existir. Si yo estuviera en EE

    UU , cuando esa aberrracion existia , me

    hubieran tenido que sacar a

    rastras de las manifestaciones .

    EL INAGOTABLE ORLANDO-para Reinaldo

    febrero 2, 2009 at 12:24 pm

  115. Gusano, lo que quiere decir que estuvimos en la misma época, así que debemos habernos visto en el gún momento.

    felix

    febrero 2, 2009 at 12:25 pm

  116. Leyendo y releyendo los comentarios, tratando de cazar ideas en lo dicho se me ha ocurrido pensar que estos panelistas cuyas vidas han transcurrido sin grandes disfunciones ni cambios mas que los estrictamente programados. Que en parte por ello mismo han vivido una vida sin grandes sobresaltos ni grandes desenganhos. En fin que es posible que uds. no comprendan aun las causas que hacen que uno, alguien, decida emigrar. Quiza no saben cuanta incomprension, segregacion, negacion, ataques, acusaciones injustas, desnaturalizacion,…, cuanto tiene uno que llegar a sufrir para desarraigarse de todo lo que hasta entonces ha sido la vida y emigrar!.Comenzar de nuevo pero no de cero, sino de menos diez, no desde abajo, sino desde el sotano. Y aun despues de esto seguir siendo!.
    Les pido de todo corazon que interiorizen esto, que traten de ponerse en nuestro lugar y nuevamente les pregunto…., preguntense, si uds. hubieran sido nosotros entonces…?

    Eduardo

    febrero 2, 2009 at 1:04 pm

  117. Orlando,

    El SMO nunca debio de existir. No antes, no ahora. Ni como castigo ni como medio de formacion.

    Defender a tu pais debe ser un derecho no una imposicion.

    Es ironico que un gobierno que se precia de contar con el apoyo de la casi totalidad de su poblacion, sin embargo necesita obligar a esta poblacion a defender a ese gobierno.

    Eduardo

    febrero 2, 2009 at 1:09 pm

  118. Félix,
    No puedo compartir contigo una idea que has expresado, hermano.
    La inmensa mayoría de los jóvenes que estudiamos y nos graduamos en nuestra época, los que estudiaron antes y algunos que conozco y estudiaron después, que no fuimos a ningún centro especial, fuimos un grupo de jóvenes que siempre supimos muy bien lo que queríamos y cuáles eran nuestras metas. Eso sí, no todos eran “mechados”, y es más, me atrevo a decir que la media, eran estudiantes “normales”, que dedicaban su tiempo a otras cosas también, no sólo al estudio, y que vivían una vida muy normal, sin tener que convertirse prácticamente en una polilla de biblioteca.
    Te puedo decir de un amigo que estaba en el Cepero y cuando los demás nos íbamos a fiestar los sábados por la noche y para la playa el domingo, él se pasaba el fin de semana que le daban de pase, cada dos semanas, estudiando dentro de su casa. Al final, estudiámos lo mismo, él terminó un año después que yo porque estaba un año mas atrás, a pesar de que era un año mayor. Nunca vi nada en él que denotara una ventaja académica en relación a los que estudiamos en la calle, excepto que dedicaba más tiempo al estudio que nosotros. Veníamos de la misma primaria y la misma secundaria, pero de diferentes pre, y entramos a la misma escuela, en la misma facultad, en la misma Universidad. Y te puedo contar de otro que sencillamente se quemó en segundo año de la carrera y nunca supe si aún llegó a graduarse.
    Por supuesto, eso le sucedió a varios, graduados de diferentes pre.

    Si se quiere decir que estas escuelas dieron la posibilidad a los alumnos que se destacaban de tener mejores profesores y mejores planes de estudios que los que tenían sus coetaneos, es una cosa (que no creo sea cierta en el caso del Cepero, pero si en la Lenin, dada la deficiente calidad que tenian muchos de los pre en el campo); pero nunca olvides que la mejor enseñanza del mundo no puede superar las limitaciones personales del individuo más capacitado.
    Conozco graduados que hicieron el pre en escuelas como el Cepero Bonilla y la Lenin, que no han dejado de ser profesionales mediocres, como también los he conocido que salieron de ellas y son muy buenos en sus respectivas especialidades, PERO, también conozco muy buenos profesionales que nunca estuvieron ni remotamente cerca de esas escuelas especiales y dan cátedra de conocimientos en muchas especialidades. Por supuesto, de este último grupo, también los ha habido mediocres.
    En fin, que lo que te quiero decir es que lo más importante es el deseo de cada cual para salir adelante y sobre todo, su capacidad para enfrentar los estudios y vencer las materias satisfactoriamente.

    Reinaldo

    febrero 2, 2009 at 1:14 pm

  119. Elaine. Al margen del debate, una “reflexion”

    personal que yo tambien tengo derecho a

    reflexionar

    Nunca yo hubiera estado en una de esas escuelas

    especiales. En primaria, secundaria y PRE

    era alergico a abrir libros o libretas.

    Atendia al maximo en clases. Odiaba memorizar.

    Entonces , todo lo intentaba aprender por razona

    miento. Ley del menor esfuerzo.

    Recuerdo estando en cuarto o quinto, que un

    companerito de aula se queda frio.

    ?No has abierto la libreta?

    “No”

    “Los examenes finales empiezan el dia 13?

    “Y cuando es eso?”

    ji, ji, ji, No tenia ni idea de en mes viviamos

    “En diez dias”

    En el Pre ,empece a estudiar un poco. Finalista.

    Logico…. Y luego en la U H me entro la

    matraquilla de estudiar.

    EL INAGOTABLE ORLANDO-para Elaine

    febrero 2, 2009 at 2:34 pm

  120. Reinaldo, concuerdo en todo lo que dices, cuando me refiero a los alumnos de IPVCE es que tenían una oportunidad mayor de poder coger carrera, una mejor preparación. Como trabajé en varias escuelas, sé que la mediocridad es algo que existe, de la misma forma que tuve alumnos que no eran de vocacional que fueron brillantes, que hoy son grandes profesionales, de la misma forma tuve de la vocacional que nunca fueron nada, me encontré con chicas que terminaron prostitutas y chicos que hoy no son ni barrenderos. Es normal que pase. No veo contradicción.

    felix

    febrero 2, 2009 at 2:53 pm

  121. De acuerdo contigo totalmente, Félix.

    Reinaldo

    febrero 2, 2009 at 3:05 pm

  122. gracias, Felix, por la dirección. Voy a darme una vuelta por ahí…

    Rudy Felix

    febrero 2, 2009 at 3:32 pm

  123. Elaine, sin ánimo de ofender, pero te falta ver mundo. A uno le fastidia mucho que le critiquen su casa, comprendo tu postura . Pero crecerás, pasarán los años, y a lo mejor se te cae la venda de los ojos. Y será duro ver como se deshace el sueño y la ilusión. Espero que si pasa sea sin odio.

    Elaine, como puedes decir que si acaso el niño que murió en la Lenin no era responsable de su enfermedad. Era un menor de edad y era responsabilidad total del centro de estudios donde estudiaba-vivia. Por encima de la revolución y de lo “maravillosa” que es La Lenin, te informo que el niño solo tenía 15 años. Coño Elaine, que no se ahogó en el Malecon como le ha pasado a unos cuantos, escapados de sus casas. Con 15 años nos creemos adultos pero somos niños.
    (Esto pasó en el año 91 o 92 y el niño era de la unidad 6, a lo mejor alguno de ustedes estaba en la Lenin esos años y ni se enteraron).

    Hace unos años que vivo en España. Tengo un niño de 3 años que ha ido al circulo infantil (aqui llamado guardería). Le pasa algo a un niño y lo que le cae encima a las educadoras, directora y ayuntamiento es tan grande, que ya se cuidan de que no pase nada.
    Por cierto, aqui nadie concibe que ningun niño está interno. Cuando cuento que estuve interna durante el bachillerato todo el mundo se asombra. Por lo general, a los que internan , los padres pueden pagar como minimo 3000 euros al mes, ya te imaginarás a quienes internan.

    (Ah, la educación y la salud de mi hijo son gratis)

    yomisma

    febrero 2, 2009 at 3:34 pm

  124. He recordado que cuando estaba en séptimo grado tuve que ir a la Escuela al Campo. Cada día habia que ir a recoger habichuelas y ponerlas en las latas aquellas, donde antes se ponia aceite. Bueno, el dia entero de sol a sol y no conseguiamos llenar ni media lata, era durisimo. La norma eran como 5 o 6 latas, algo incumplible. La jefa de brigada hacia trampas y a sus amigas les apuntaba mas latas y hasta eran vanguardias. Yo no pude ser ni cumplidora. Siempre me he preguntado que hacia yo ahí, con 12 años llenando interminables latas de habichuelas. Aun no se para que me sirvió. Mientras echaba las malditas habichuelas en la lata no me sentía mas revolucionaria, sino desdichada porque habian pasado dos horas y aun veia el fondo de la lata. Era casi invierno, bueno, en esas zonas siempre refresca mucho por la noche, nos teniamos que bañar con agua fría, el desayuno recuerdo que era imposible, del almuerzo y la comida no me acuerdo (seria 1985, asi que no estaria tan malo). Estabas con la tensión de si te robaban las 4 cosas que tenias en la maleta, que no te cogieran las sábanas ni el colchón. El insoportable depié a las 6 de la mañana. Hacer las necesidades en letrinas. La intimidad dejó de existir.
    ¿Que he hecho yo, con unos recien cumplidos 12 años para merecer esto?
    De algo me sirvió la experiencia: nunca he podido probar las habichuelas.

    yomisma

    febrero 2, 2009 at 3:53 pm

  125. Hola Yomisma, tus comentarios me han gustado mucho y me han hecho recordar muchas cosas que yo también viví. Si de algo estoy seguro es de que mis hijos no pasarán por ello, pero a pesar del frío, el hambre y la añoranza de la casa, aquellos años me hicieron mas fuerte. Si con habichuelas era difícil llenar una de esas latas, imagínate con granos de café. En mi primera escuela al campo la lata (que había que colgarse a la cintura) me llegaba por debajo de las rodillas. Era como caminar con grilletes, subiendo y bajando lomas. En algunas ocasiones el hambre era tan atroz que comíamos café, guamo (semilla semidulce) y cuanta hierba nos dijeran los guajiros que podía comerse. El odioso de pié a las 6 de la mañana con el frío y la humedad, son inolvidables. También recuerdo que el final de aquellos días era como una fiesta para mi. Nada más dulce que ver mi pueblo desde lejos en el camión.
    También estudié en un IPVCE, lo cuál me ayudó mucho en mis posteriores años de universitario, pero coincido contigo en que en estos lugares hay mucha irresponsabilidad por parte de las instituciones con respecto a la seguridad y privacidad de los niños (pues eso éramos), y es duro a veces chocar contra esa pared que es la vida, estando lejos de casa, por tanto tiempo.

    napo

    febrero 2, 2009 at 4:07 pm

  126. Parece que el impacto de haber pasado una temporada en la Lenin es genuinamente profundo.
    La misma nostalgia la sienten los que todavía son ideológicamente fieles al régimen y los que no. Parece además que ese afecto hacia los años pre-universitarios en el caso de la Lenin supera el cariño natural que todos tenemos hacia una época en que eramos (más) jóvenes y despreocupados. Los años “azules” parecen ser más satisfactorios que los años “amarillos”.

    ¿A qué se deberá eso?

    Mi teoría es que los de la Lenin se sentían diferentes y parte de una élite. La Lenin parecía cumplir la promesa socialista tan cara siempre a los niños estudiosos y a los intelectuales adultos: el estado todopoderoso va a repartir sus dádivas según un baremo que se asemeja mucho a las notas de los exámenes. Si eres más listo, redactas bien o te sabes las tablas de las integrales automáticamente tienes una escuelita con más comodidades y cuando crezcas un Lada y viajes al extranjero. Los niños de la Lenin sentían que habían puesto un pie en el primer escalón.
    En la realidad, por supuesto, las cosas son más confusas: el que saca mejores notas no tiene garantizado nada: después hay que caerle bien al cliente o al empleador (el capitalismo) o al comisario político (en el socialismo)…pero bueno en aquellos dulces años azules el mundo todavía era perfecto …

    rogelio

    febrero 2, 2009 at 4:18 pm

  127. Cuando terminara la secundaria yo tenia tres opciones: La Lenin, La Humboldt y el Manolito Aguiar (tercera opcion descartada). De la gente que conozco la mayoría preferia la Lenin porque habia mas gente y era mas guaroso todo. Y H7 tenia fama de mas estudio. En fin, entré a la Lenin con mucha ilusión, y sinceramente, no recuerdo que era lo que tanto me ilusionaba. Tampoco recuerdo que mis padres me hayan redireccionado a entrar en la Lenin. Tampoco el vinculo con mis amigas de secundaria era tan fuerte, fijate que en ningun momento me dolió separarme de ellas (ellas fueron al Manolito).
    Ahora no recuerdo mi motivación para entrar en La Lenin, seguramente sería que era lo apropiado y lo mejor. Con 14 años se pueden valorar ciertas cosas pero otras muchas se nos escapan.
    Los años que pasé fueron buenos, pero no me dejo engañar. Es que hice buenas amistades y nos la pasabamos muy bien tanto en las clases como en el albergue o bailando casino, o escapandonos a Expocuba. Pero se de varios casos que les hicieron la vida imposible, que le pegaban por gusto, que le prendieron fuego al colchón donde dormian, que les hicieron autenticas atrocidades (en la lenin serian inteligentes pero no santos). Y esos casos no se podian marchar de la Lenin por temor en la casa (posiblemente). ¿Como siendo macho le dices a tu padre que eres el trajin de tu aula?
    Una prima mia estudió la secundaria en la Lenin, de la cual se tuvo que marchar por varias razones, pero el detonante fue que un dia iba para su albergue y unos muchachos le entraron a golpes. Me parece que a ellos no les pasó nada, yo era muy pequeña y no me acuerdo bien.
    En fin, que no todo es color de rosa o mejor dicho, que no todo es del maravilloso color azul del anagrama atómico.
    Creo que influye el circulo de amistades que hagas, que seas aceptado, respetado, que haya feeling, que haya “guara”. Esto es lo que al final te queda de los sitios donde estudias, de los sitios donde trabajas.
    Sino estás en un ambiente distendido y agradable estas perdido. Y eso es lo que nos debe haber pasado a la mayoria en la Lenin. Que nos la pasamos muy bien. Esto fue bueno, pero ha sido un arma de doble filo porque no nos percatabamos de lo “desamparados” que estabamos y de como dejamos de ser educados por nuestros padres para ser educados por la revolucion disfrazada de matemática, física, quimica, electronica y biología.

    yomisma

    febrero 2, 2009 at 4:39 pm

  128. ¿Que he hecho yo, con unos recien cumplidos 12 años para merecer esto?


    Yomisma, !Que bella frase! ji, ji, ji. ji.

    Eres una monada escribiendo.

    La misma pregunta NOS hicimos todos, JI, JI,JI

    Me estas haciendo reir . Y hasta soltar lagrimas

    de tanta risa.

    Ya ves Elaine que no existe odio.

    Yomisma. Me has hecho recordar

    con trece annos, cuando me

    desembarcan en un terraplen . Estaba cayendo

    un aguacero infernal. Aquella tierra colorada no

    se ni lo que parecia. Tengo que poner mi maleta

    en el suelo porque pesaba . Le entra agua sucia

    y ya empiezo mal.

    Yo pensaba; !Que conno es esto?

    Esta gente estan locos y me van a volver loco a mi!!!

    ji ji ji i ji

    EL INAGOTABLE ORLANDO-para Elaine y Yomisma

    febrero 2, 2009 at 4:53 pm

  129. Hola Rogelio. Pienso que la memoria del pre nos marca porque es el cruce de la adolescencia a cierta madurez (que aún saliendo de la Universidad todavía somos unos chamas). Muchos encontramos el primer verdadero amor en el pre, hicimos nuestros primeros grandes amigos en el pre (yo todavía tengo los míos), pudimos desafiar reglas y reglamentos por primera vez, aprendimos a ver la vida desde otro ángulo menos infantil y despreocupado. por eso nos ha marcado tanto. Ojo, yo no estudié en la Lenin, sino en una institución similar, en otra provincia y tengo anécdotas parecidas a las de Yomisma.

    napo

    febrero 2, 2009 at 5:05 pm

  130. OK Napo, eso nos pasa a casi todos …pero parece que la Lenin tiene plus …algo a lo que el resto de los mortales no puede acceder.

    rogelio

    febrero 2, 2009 at 5:38 pm

  131. Seguimos con el tema. Yo entre en el IPECE de casualidad y me lo estuve pensando hasta el ultimo momento, de hecho ahora tengo la certeza de que acepte para no hacerle un feo a mi madre. Luego a toro pasado es facil sacar las ventajas de haber entrado, lo que es un mecanismo de defensa bastante comprensible, pero yo me lo hubierse pasado mejor en un pre en la calle.
    Todos mis amigos de secundaria iban al pre del barrio y yo queria estar con ellos, pero a un profesor se le ocurrio la genial idea de que yo era un enfant terrible, sacaba las mejores notas y tenia un talento especial para las ciencias, este profe monto un grupito con los mejores, nos hablo del IPECE, y nos dijo que nos preparia con repasos extras para presentarnos a los examenes de admision.Todos era modositos y recomendados de la UJC, menos un colega y yo que no encajabamos en el guion, entonces el tipo que nos queria sumar a toda costa nos pacto con la direccion unos beneficios: librarnos de asistir a clases ordinarias de algunas asignaturas de humanidades a cambio de asistir a su catedra para hacer examenes de ciencias. Trato hecho con tal de librarme de un psar de profesoras. Y el profe nos manipulaba, en plan que aquello era un pacto de hombres y que el se jugaba su prestigio, en fin.
    Despues del los examenes finales resulta que de la escuela salgo yo, justo el que menos se lo merecia ( no academicamente sino ideologicamente), y el que menos queria porque yo contaba ya con ir junto a mis amigos al pre del barrio. Entonces entran en juego mis padres, lo normal, chantaje emocional y que no tenia nada que perder. Pero si perdi porque esa escuela( en mi epoca, luego bajo el nivel muchisimo, con los años casi hasta al nivel de la Lenin) era una trampa. Los examenes y el programa eran durisimos, pero tanto que nuestra generacion podia vivir de rentas ( en lo aprendido) los 2 o 3 primeros años de carrera de ciencias, y en consecuencia las notas era bajisimas comparadas con el pre en la calle. Cuando mis amigfos normalitos sacaban un 98 yo sacaba un 89, y ya estas metido dentro, si salias con esas notas no podias pretender una buena carrera a pesar de esytar mejor formado, entonces se accedia a la universidad solo por las notas no habia examenes de acceso. Asi fue como tuve que aguantar aunque no me gustase, al segundo año ya estaba adaptado, me habia alejado de los amigos del barrio porque no los veia, cuando ellos marchaban el domingo al cine yo tenia que marchar con una corbata al punto de recogida. Al final entras en ese mundo endogamico de la escuela porque perdiste el otro, no por eleccion.
    Las personas somos supervivientes por naturaleza y nos adaptamos a lo que haga falta, no en valde hay exreclusos que vuelven a delinquir para volver al mundo donde son valorados, alli hice mi vida, logre mi propio espacio de influencia y afinidades, siempre enfrentados a los perros, porque en el IPECE el mundo se dividia en tres grupos, y rianse con los nombres. Los perros: todos los militantes, aspirantes, chivatones y guatacones del poder. Los palestinos: los que haciamos trastadas, desafiabamos el reglamento, nos burlabamos de los profes, ligabamos mas chicos y chicas que nadie, y ademas populares ( porque los malos siempre atraen mas que los modosos). El tercer grupo no tenia nombre eran los Nada, el publico, el decorado, y por supuesto el objetivo eran sumarlos para nutrir uno de los bandos. Aun recuerdo como les descubri Led Zeppelin a un grupito de Oriente, que al final se hicieron palestinos ( bueno en este caso eran palestinos por partida doble, jaja, es un chiste, no quiero segundas lecturas ). El primer año me hicieron un simulacro de expulsion, entrega de libros, supuesta llamada a mis padres, etc; y una espera en direccion hasta que me fueran a recoger, luego el vicedirector y el director jugando al policia bueno y el malo. El vice, que hacia de poli bueno luego asesino a su mujer tambien profesora y se suicido. El motivo, haberme esccondido en un aula para no asistir a un acto poltico en el matutino. En el segundo nuevo simulacro de expulsion, bueno en realidad no fue un simulacro, lo que pasa que en el asunto estaba metido el hijo de un pincho gordo y quedaba feo indultarlo a el solo. Y en el tercero nueva expulsion pero lo dejaron en dejarme sin la carrera universitaria que habia pedido a pesar de tener aptitudes academicas para conseguirla, y me alegro por lo que luego paso con el muro de Berlin, pero esos son ventajas que uno encuentra a toro pasado como dije antes.
    Fijense que no hablo de torturas, de que te saquen las uñas, pero para un niño son muy duras. Me afeite por primera vez alli, en contra de mi voluntad porque lo que para mi era una sombrita ( y lo era a tenor de la indignacion de mi madre) a los 15 años, el director me dijo que de sombra nada, aquello era una madrugada ( palabras textuales). Me rompieron los pantalones delante de todos porque no tenian 14 cm de ancho en los bajos, me confiscaron unas revistas de rock por diversionismo ideologico, me entro la esquirla de una granada en el ojo en unas maniobras de la asignatura PM ( preparacion militar), que me lo detectaron una semana despues de ser tratada como conjuntivitis. Y yo no fui, ni de lejos, de los mas vejados, aun asi guardo buenos recuerdos, pero son de mi vida, de los amigos que demostraron serlo, de mis encantadoras novias, de las fiestas de disfraces, de las bromas gastadas, y que mi cerebro supo adaptarlas como positivas a pesar del entorno hostil. Mis hijos podran tener otras experiencias igual de emocionantes en un entorno libre, de eso estoy seguro, porque hasta la fecha ya tienen vivida mas infancia de verdad, que la mia y la de todos mis conocidos juntos. Los exalumnos del IPECE nos hemos reunido, hasta en el extranjero, nos hemos reido con anecdotas, me he abrazado al que me chivateo y ahora pidio disculpas que no le pedi, las disculpas tambien unen y mucho. Lo curioso es que hasta los Perros, hoy, mas de 20 años despues se sienten victimas. Asi que no hablemos de resentimientos, solo de la verdad, y que con ella por delante, todo el futuro es posible.

    Tseo

    febrero 2, 2009 at 5:44 pm

  132. Lo siento si me extendi pero hable con el corazon.

    Tseo

    febrero 2, 2009 at 5:44 pm

  133. Buena definicion: los perros, los palestinos y la nada.
    Que pena dan los perros. A veces da gusto verlos caer, pero al final siempre dan pena.

    yomisma

    febrero 2, 2009 at 5:51 pm

  134. No Tseo. No te extendiste. Te quedaste corto.

    Los que aqui estamos nos pasariamos la vida

    leyendo cosas asi.

    EL INAGOTABLE ORLANDO-para Tseo

    febrero 2, 2009 at 6:02 pm

  135. elaine,
    disculpa el sorbeto.
    ¿tienes idea de qué puede estar pasando con el correo o el facebook?
    te he dejado un par de mensajes y no he recibido nada.
    saludos miles.

    Garrincha

    febrero 2, 2009 at 6:55 pm

    • Garry:
      No pasa nada con el facebook. El problema fue que cuando me escribiste en la mañana no estaba aquí en Tarará. estoy impartiendo un módulo en el Instituto Internacional de Periodismo sobre aplicaciones de la web 2.0: blogs, microblogging y redes sociales. Cuando me escribiste en mi facebook estaba abriéndole mi página a los alumnos -periodistas todos de los medios- para que vieran las características de Facebook. Cada cinco minutos se me abría el dichoso chat de facebook así que te imaginarás la pena que pasé, ajajja. Por eso no te respondía, no me podía poner a chatear en el medio de la clase, entiendes??
      Besos,
      Ely

      Elaine Díaz

      febrero 2, 2009 at 7:29 pm

  136. Coño, Rogelio, yo insisto en que el pre de la calle gana lejos a la Lenin en votación.
    Y como dice Tseo, si le cambiamos el nombre a la Lenin, cualquiera que estuvo becado puede reconocerse en la crónica. Incluso, los que estuvimos en el pre de la calle, podemos reconocernos si hacemos el traslape a la escuela al campo.
    Se echa de menos las experiencias personales que se tuvieron en una época X y los lugares asociados a éstas. Pero el lugar en sí, solo, no dice nada, no tiene valor ninguno.
    Yo sigo diciendo que mi mejor época pre-laboral fue la universidad. Lejos mucho mejor que la secundaria y el pre. Pero ya que andamos con las anécdotas… recuerdo cómo lloré en 9 grado cuando me negaron la Recomendación (creo que así se llamaba) para la UJC. Mi vieja, mujer lúcida hasta hoy, simple peluquera y secretaria luego, pero con una “luz” que te la encargo, me sentó y me dijo: “mira, hijo, no te pongas así, las cosas pasan por algo. El tiempo dirá si lo que te pasó es un desastre o un alivio. No hay nada mejor que un día tras de otro…”
    Lo que viene detrás lo pueden imaginar… }
    En el pre (el de la Víbora) me metí de lleno en la música y en el “diversionismo ideológico” (era “friki” jajajajajaja), así que olvídense de la UJC. Yo ya lo había olvidado dos meses después del “incidente” en 9no.
    Ya, creo que estoy lateando, saludos

    Rudy Felix

    febrero 2, 2009 at 7:29 pm

  137. Eduardo.

    Trato de hablar de manera impersonal. pues eso evita caer en una confrontacion de la cual muchas veces salen heridos y lastimados (es una metafora ok??) y poca cocecha de buenas ideas para aprender y para evolucionar.

    Por otra parte mas que autocriticarme (que sin verguenzas lo hago), quiero elogiar lo muy acertado del plantamiento con que me rebate Eduardo y acepto que tiene la razon. Columbine fue responsabilidad del sistema como el director que le desgracio su futuro, tambien es un hijo del sistema implantado en Cuba.

    Para Rudi Feliz: Perdona que haya hablado de usted como alguien impersonal y no por su nombre cuando me referia a la presidenta de Chile. Pero la causa es la pereza y el poco tiempo que tengo para revisar en la larga lista de comentarioos hasta encontrar el nombre de la persona que habia dicho que vivia en Chile. Finalmente no sabia si era Gabriel o Rudi u otro.

    Otra ultima aclaracion> Si en alguna de mis intervenciones he mencionado la palabra odio y resentimiento no ha sido con animos de ofender a nadie. Y menos de limitar con ello la expresion libre de ideas puntos de vista y anecdotas, pero si de poner mi granito de arena para bajar el nivel de adversion. Dicen los que saben mas que uno que con la cabeza fria se actua mejor.

    Me reservo y no estoy dispuesto a compartir en este blog precisamente para no diversionar el debate hacia sitios desde donde no sacariamos ningun provecho, anecdotas similares y hasta peores a las narradas aca que han acontecido en otras epocas de nuestra tierra, y que tambien han dejado huellas imborrables en las mentes de quienes la sufrieron. Y en aras de la conciliacion es preferible segun mi punto de vista ni alentar unos ni otros demonios.

    stand para Eduardo y Rudy

    febrero 2, 2009 at 11:34 pm

  138. Stand, acepto tus disculpas y te entiendo. También me cuesta buscar el nombre justo de quién dijo algo específico. Y bueno, retiro lo golpeado di mi escribir en caso de que lo haya encontrado ofensivo (que en ningún caso fue la intención).

    Rudy Felix

    febrero 2, 2009 at 11:56 pm

  139. Amigo stand,

    Gracias por darme la oportunidad de decirte ahora lo que pense decirte cuando debati tu comentario.

    No me senti aludido en lo personal, mi respuesta no fue el resultado de sentirme agredido. Fue un comentario sobre tu comentario, pero totalmente enfocado a disentir constructivamente que es a lo que los mas venimos a este sitio, a crear puentes. Y estos no se pueden construir sobre bases menos que muy solidas si habran de soportar los vientos de nuestras diferencias. Te insisto si en que no he visto odio, sino critica fuerte a hechos aun mas fuertes.

    Eduardo

    febrero 3, 2009 at 12:20 am

  140. Elaine comentó que solo dábamos opiniones pesimistas, que criticábamos sin hacer análisis, que íbamos destruyéndolo todo a su paso, etc. Fue un comentario que la verdad, me sentó bastante mal. Quiero decir que por mi parte esa no fue la intención. Tan solo daba mi punto de vista y planteaba mis inquietudes.

    En cualquier caso, yo también tengo recuerdos intensos de mi paso por la Lenin y mantengo muchos buenos amigos de esa época (prácticamente todos fuera de Cuba). Como también guardo buenos recuerdos del Pre en la calle, que quizas, por menos estresantes, me resulten mas placenteros. Pero aclaro que no tengo nada en contra de los centros vocacionales o de alto rendimiento, siempre y cuando sean una opción más entre otras de calidad aceptable.

    Sobre los Pre en el Campo: Aquí se ha comentado que las escuelas en régimen interno son más caras de mantener y también se ha explicado que el trabajo de estos jóvenes en el campo no constituye un aporte determinante para la economía ni mucho menos. Tampoco creo que trabajar durante 3 años, realizando una misma actividad rutinaria en el campo sea especialmente instructivo, pudiendo ser en cambio una experiencia bastante dura para un adolescente, y no solo por el trabajo, sino por todo lo que significa vivir en una de estas becas.

    En cuanto a la Lenin, no veo porque un centro vocacional con una enseñanza de calidad y un nivel alto de exigencia debe ser necesariamente interno.

    También se ha mencionado la importancia de la familia en la educación, el cuidado y el desarrollo integral de los hijos (punto que para mi, al menos es muy importante) . Se ha visto que, lo de las becas, no es habitual en otros países.

    Entonces, Elaine, o alguna otra persona que considere que tiene una mentalidad más “contructiva”, o como prefieran llamarle, podría explicar, por favor, el porque de la obsesión por las becas.

    alguien

    febrero 3, 2009 at 11:55 am

  141. Mi grano de arena:

    Fui de los primeros de la Lenin, pues estaba matriculado en el Cepero Bonilla. Un dia la directora nos reunio a todos en el teatro de la escuela ( imagino que la antigua iglesia ) y nos informo que la escuela se iba a unir con la Vocacional de Vento en un nuevo edifico.
    Comenzamos el curso escolar 72-73 en cuatro edificios de dormitorios y 1 escuela.
    Ayudamos a terminar la escuela y a pulir los pisos.
    Trabajamos en la fabrica de pelotas, cosiendolas a mano ( balompie y baloncesto ) y teniamos que terminar 2 pelotas por semana. Sentados 4 horas en unos asientos especiales donde se cosian los pedazos de cuero, que formaban la parte de afuera de la pelota.
    Y en la fabrica de pilas Yara. Todo se traia de Japon y de Hong Kong y cuando no llegaba el barco, se paraba la produccion.
    Y tambien en la fabrica de radio y despues en la de computadoras.
    El curso 73-74 no trabajamos. Nos pasamos el tiempo ensayando la gran produccion que se le monto a Brezhnew cuando vino a inaugurar la escuela: danza afrocubana, danza campesina, coros, orquesta, en fin, como se diria: el acabose.
    Lo mejor de todo es que no habia que trabajar!!!
    Una de las pocas cosas buenas que nos regalaron los sovieticos: los laboratorios de fisica, quimica y de idiomas.

    El mejor año fue el 74-75, pues ya habiamos estudiado todo lo que se podia estudiar, pero como no habia cupo en la Universidad, teniamos que hacer grado 13. ( lo mismo habia pasado en año anterior ).
    Esa fue la epoca de escaparme todas las noches, despues que se fuera la ultima Giron con los profesores, a las 6 de la tarde.
    Las escapadas eran para La Rampa y la Calle G. En aquella epoca no habian ‘frikis’, pero tambien era la zona de los jovenes en busca de espacios alternativos y otros jovenes ‘entendidos’.
    Regresar antes del depie a las 6 de la mañana. Cuantas veces caminaba por los pasillos en direccion al albergue, justo cuando daban el depie!
    Y en el desayuno, tomarse una pastilla de dexatedron, para estar despierto hasta mediodia.
    Despues de almorzar, nos ibamos de campesinos a limpiar los campos de naranja frente a la escuela. ( y dormir bajo los arboles, hasta las 5 de la tarde ).
    Por cierto, en Google Earth, no aparece el campo de naranjas. ¿Que paso?
    Y asi, casi todos los dias.

    La comida: muy buena, pues estudiaba el hijo de viceministro de la pesca. Habia pescado del bueno ( no la makarela flaca y seca del Cepero Bonilla ), 2 veces por semana. Y merienda de refresco y tatianoff mañana y tarde.
    Y la maquina de hacer ‘frozen’, que estaba rota y se le dijo a Fidel y ya! La arreglaron o trajeron otra.

    Ya desde esa epoca se me hacia risible que el Primer Ministro tuviera que arreglar cosas insignificantes.
    Nota: el Castro se aparecia casi todos los meses, durante la epoca de construccion e incluso despues de inaugurada la escuela.

    Ya para el 75 y en reflejo de la situacion del pais, se empezaron a desaparecer las toallas.

    En esa epoca, fue la mejor escuela de pais, pues fue una idea del mayoral.

    Ademas, al terminar tenias entrada asegurada a cualquier carrera de la Universidad, independientemente de tus notas. Y si eras de la juventud, podias irte al extranjero.
    Incluso, en el 75 hubo que hacer una reunion especial con todos nosotros, para que solicitaramos becas para la Union Sovietica y Alemania!

    Para terminar, 2 notables ex-alumnos:
    el actual embajador en Mexico y el representante permanente en la ONU.

    Eon Flux

    febrero 13, 2009 at 3:28 am

  142. Para TSEO.

    Estimado Tseo, yo también he estudiado en el IPECE de la Coronela. Hace tiempo teníamos una página web donde había fotos, libros de graduados, etc.
    La página la llevaba un tal Roger y no tenía dominio (DNS), sólo tenía dirección IP.
    ¿Sabes como localizar a Roger para acceder a la información que tenía alojada entonces? ¿Sabes de alguien que conozca a alguien, etc.?

    Saludos.
    IPECE

    IPECE

    febrero 21, 2009 at 10:57 am

  143. Estuve becada en el Pre Héroes de Yaguajay y tengo mucho en común con todos los que han hecho algún comentario. Hice allí los tres años del Servicio Militar. Busco a un amigo que estudió allí conmigo y está perdido (para mi) y quisiera encontrarlo. Supongo que está en Chicago, EU. Si algu os de ustedes lo conoció y sabe algo de él por favor escribanme. Se llama Israel Namer. Saludos a todos.

    Ruth Trutie

    marzo 22, 2009 at 11:54 am

  144. Me atrevaria a decir que soy el abuelo de todos ustedes, pero me siento identificado completamente pues estuve relacionado con varios de los centros que mencionan. He leido algunos de los comentarios y realmente me siento orgulloso de que a pesar de opiniones encontradas existe el respeto a las ideas ajenas.
    Soy graduado del Instituto de la Vibora (plan viejo) y por suerte o por desgracia fui profesor de Heroes de Yaguajay. Realmente los Heroes fueron los alumnos que soportaron ese infierno. Tengo muchisimos testimonios y si yo como profesor las pase negras (de hecho me botaron por gusano) no quiero imaginarme el maritirio de los alumnos. La parte reconfortante fue que muchos de mis alumnos hoy son profesionales dignos, tanto dentro como fuera de Cuba. Tuve relaciontambien con el Cepeero Bonilla, pues mi ex esposa fue profesora de ese centro y conoci a todos sus alumnos durante varios años (para hacer la ñ opriman ALT y en la parte de los numeros marquen 164).
    De la Lenin tengo algo interesante que hablar. Cuando la escuela aun estaba en construccion ya habia algunos alumnos en ella y yo tuve a mi cargo atender y preparar el campo ce citricos que esta frente a la escuela. Alli conoci muchisimos excelentes alumnos con los cuales lo pase muy entretenido, amen de que trabajaban.
    Creo que no importa donde se haya estudiado. Los tiempos de la adolescencia son inolidables y se cimentan amistades para toda la vida.
    Cuando tengan mis años se daran cuenta que se vive de recuerdos, buenos y malos. La vida me ha enseñado que el odio solo daña al que lo siente. Yo pase discrimiacion en Cuba ;or mis ideas politicas, me hicieron actos de repudio, trabaje en las peores condiciones y aprendi a enterrar el odio.
    Un saludo afectuoso para todos. Donde quiera que estemos somos por encima de todo cubanos.
    Para Eduardo, mi admiracion y respeto.

    raspalena

    mayo 29, 2009 at 2:53 pm

  145. Reinaldo

    La fábula del zorro y las uvas. El zorro no podía alcanzar las uvas, y dijo que estaban verdes.
    El IPUE Raúl Cepero Bonilla, ha sido la única escuela verdaderamente elitaria que existió en Cuba. IQ> 130. Incluso, se estudiaba con otro sistema al de secundaria (se entraba con 9no o 10mo). Ya en onceno grado se estudiaba cálculo diferencial, en décimo cálculo integral. Cuando terminabas el 13ro, tenías la matemática, química y física del primero y segundo año de la Universidad. No se daban clases de Espa~õl, sino de Antología Literaria de la Cultura. Se estudiaban dos idiomas: inglés y francés, o inglés y ruso a partir del 1969 por decreto mayor. Lo cerraron por eso mismo, pues los hijos de papá no podían entrar y si entraban todos no pasaban ni un año, pues en eso no había privilegios: o aprobabas o te ibas.
    Se debiera hablar siempre de lo que se sepa.

    Demonio.Belfegør

    febrero 4, 2010 at 6:03 pm

  146. ¿Alguien me puede ayudar?
    Necesito saber si alguien sabe de reuniones de ex-alumnos del Pre-universitario de La Vibora en Miami.
    Tengo entendido que hubo una en 2006 pero me la perdí por no tener contactos en esa epoca. Yo estudie en ese centro desde 1973 hasta 1976 y me gustaria asistir a alguna reunion donde pueda encontrarme y conversar con alguien conocido de esos años de estudiante.
    Mi correo electronico al que me podeis escribir es
    hermes_priapos104@hotmail.com

    Muchas gracias.

    Angel

    noviembre 16, 2010 at 12:11 pm

  147. Bagando por internet desidí buscar algunas noticias del lugar que mas he amado en mi vida y del que creo no podre olvidar jamas, cuando encontre tu publicación, creeme que cada palabra que he leido me ha hecho recordar a mi lenin y hasta me han sacado las lágrimas. Es bueno saber que hay personas en el mundo que aun tienen sentido de pertenencia, soy al igual que tu un defensor de la lenin, porque siento que aunque ese lugar se me estuviera prácticamente desmoronado arriba daría todo lo que tengo por volver a compartir momentos inolvidables alli con mis amigos que a la larga se convirtieron en mis hermanos. Yo soy de la graduación 40 y me gradué hace solo 1 año, y la extraño como si hubiesen pasado mil años. Saludos!!!! Alejandro Nápoles

    Alejandro Nápoles

    diciembre 29, 2014 at 4:04 pm

  148. Si la vieras ahora, Elaine!! Si esta en Cuba, por favor, NO VAYAS!! Mi hija comenzó 10mo ahora, y como todos los de “la gran familia azul” ya empezó a amarla. Pero…no te voy a hablar de los problemas que solo (no) se resuelven diciendo “no hay presupuesto”. Son problemas que hablan de poca disciplina de los docentes, que está matando el amor: los pasillos sucios, las escaleras chorrean agua que nadie seca, las áreas verdes llenas de papeles, latas y con hierba hasta la rodilla, los muchachos en chancletas, con puloveres sustituyendo las blusas y camisas, ya no hay monogramas (tienes que buscarlos tu) entre 12 y 20 muchachos en un cubículo con capacidad máxima para 8, sin taquillas y sin seguridad. O sea, que ademas del hacinamiento, incluye las maletas, los ventiladores y los cubos de agua; no hay agua corriente, tupiciones en las redes hidrosanitarias GRAVES (1 ducha y 2 inodoros para un albergue.. saca cuenta 8 cubículos de 20 muchachos… 60 personas!!) Varones dentro de albergues de hembras a cualquier hora, incluyendo profesores; ranas dentro de las neveras del comedor… y la calidad de las clases… deja mucho, MUCHO, que desear!! Una muestra: profesor de inglés que no sabe como se escribe Redaccion en Inglés y lo pone tal cual : “Redacción” con acento y todo!! Que inicia su clase de esta manera: “Today vamos a hablar about Redacción” Si la nena me dice ” sácame de a…” no la dejo terminar el “quí” y está matricula en el Saúl al otro día!! Qué lástima de escuela!!

    Yemly

    octubre 27, 2016 at 7:14 pm


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: